Syndicate content

La educación terciaria en una disyuntiva: perspectivas desde diversas partes del mundo

Francisco Marmolejo's picture
Esta página en: English | Français

 
Ya son siete meses desde que me uní al equipo de trabajo del Banco Mundial como Coordinador de Educación Terciaria. Durante este corto periodo de tiempo he tenido la oportunidad de reunirme con una amplia variedad de personas, leer diversos reportes y participar en reuniones técnicas de revisión de proyectos y misiones con funcionarios gubernamentales y líderes institucionales de diversos rincones del planeta. Ha sido una positiva experiencia de rápido aprendizaje sobre la manera como opera una organización tan compleja como lo es el Banco Mundial y cuya contribución al desarrollo es tan significativa y a la vez cuestionada.

En mis viajes en América Latina, el Medio Oriente, África, el Sudeste Asiático y Europa, he tenido la oportunidad de reflexionar sobre los desafíos y oportunidades que la educación terciaria tiene frente a sí a nivel mundial. Es precisamente tal razonamiento el que nos ha llevado en el Banco Mundial a organizar una serie de conferencias que estaremos llevando a cabo durante un año con el tema “Educación Terciaria en la encrucijada” y en la que esperamos reflexionar colectivamente sobre los temas relevantes y tendencias de la educación terciaria en el ámbito internacional, así como, sobre el papel que ésta debe tener a la luz de la ambiciosa agenda que el Banco Mundial se ha planteado para eliminar la pobreza extrema en el mundo mediante mecanismos que permitan compartir la prosperidad en un mundo sustentable.

La primera de estas conferencias, efectuada recientemente, atrajo la participación de un grupo de educadores de más de 25 países que analizaron el intrigante dilema de la vinculación entre empleabilidad y educación superior. Sabemos que aunque debería existir una ruta relativamente tersa entre la educación terciaria y la empleabilidad, sin embargo, es un camino que se encuentra lleno de obstáculos. Datos recientes indican que un alto número de egresados de la educación terciaria en diferentes partes del mundo no pueden encontrar empleos adecuados y en ocasiones ni siquiera cualquier tipo de empleo.
 


Así como el tema de la empleabilidad de egresados de la educación terciaria es un tópico preocupante, existen otros que también requieren reflexión y atención, tales como el aseguramiento de la calidad, el financiamiento, la equidad en el acceso a la educación superior, la retención/deserción, la gobernanza institucional, la internacionalización, la diversificación institucional, las tensiones entre docencia e investigación, etc.   

Por supuesto que construir una lista de retos en la educación terciaria es una tarea relativamente sencilla, independientemente del hecho de que cada contexto local, nacional y regional tiene peculiaridades únicas. También es fácil identificar similitudes interesantes alrededor del mundo. Por ejemplo, no hay mucha diferencia entre los estudiantes de México, India, Arabia Saudita, Rusia, los Estados Unidos, Armenia o Botsuana, los cuales comparten ansiedad y desaliento por lo que ven a su alrededor, pero también se entusiasman de igual manera frente a un futuro en el que puedan hacer contribuciones significativas. Por otra parte, es posible ver que los formuladores de políticas tienen sus propias preocupaciones, las cuales son usualmente similares, independientemente del país del que se hable: ya sea en Colombia, Inglaterra o Uganda, ellos coinciden en señalar las dificultades asociadas con la resistencia al cambio y la existencia de recursos limitados ante demandas variadas e ilimitadas.

Por su parte, el sector empleador en Italia, Tanzania y Chile comparten sus frustraciones sobre las deficiencias en habilidades y destrezas de los egresados de las instituciones de educación superior y sobre la percepción de una limitada capacidad de respuesta de las instituciones educativas a sus requerimientos. Muchas veces también es posible observar que los empleadores mismos tienen una limitada capacidad para hacerle saber a las instituciones de educación superior sus futuras necesidades de manera coherente y consistente.
Los académicos en lugares como Malasia, Jamaica o Sudáfrica comparten perspectivas sobre la inadecuada preparación de los estudiantes que están recibiendo de los niveles previos de la educación y sobre la poca atención que reciben de parte de las autoridades institucionales. A su vez los titulares de las instituciones educativas ya sea en Túnez, Canadá, Vietnam, Panamá o España, reconocen que tienen una capacidad limitada para propiciar el cambio al interior de sus instituciones y al mismo tiempo saben que se les pide un mayor involucramiento en actividades y temas que van mas allá de las funciones tradicionales de la educación superior.

No hay duda que los desafíos son significativos e inauditos. Sin embargo, siendo un incorregible optimista, veo que hay aspectos comunes positivos, especialmente en el caso de los estudiantes. Independientemente de su ubicación, los estudiantes comparten la curiosidad y el apetito por nuevos conocimientos, destrezas y oportunidades. Como bien me señalara un estudiante de la “Pandeet Dindayal Petroleum University” en Gujarat, India, “es la oportunidad para tener una mejor vida”, cuando le pregunté sobre el valor de la educación terciaria. “Y es sobre la oportunidad de que tengan una mejor vida quienes te rodean”, concluyó. Los estudiantes reconocen que el mundo actual es mucho más diverso y que tal diversidad es un activo más que una desventaja. “Es sobre la oportunidad de desarrollarse al máximo de tu capacidad”, me indicó una estudiante de la Universidad Effat en Jeddah, Arabia Saudita, cuando le formulé la misma pregunta. “La educación superior me ha permitido abrir los ojos al mundo, en tanto que me ha ayudado a fortalecer mis valores y mi identidad”, indicó.
Los estudiantes expresan esperanzas de poder cambiar el mundo que recibirán como herencia. “Es sobre cuestionarse el mundo en el que vivimos hoy y sobre aportar soluciones innovadoras”, me señaló un estudiante de mi Alma Mater, la Universidad Autónoma de San Luis Potosí en México. “Podemos hacer de éste un mundo mejor”, advirtió. Y yo concuerdo con tal afirmación pues considero que podemos tener un mundo mejor y que sin lugar a dudas la educación terciaria tiene un importante papel qué desempeñar para que tal aspiración sea posible. En primer lugar, la educación terciaria es un factor clave para la movilidad social y económica en cualquier país. En este sentido, la buena noticia es que en la actualidad, a nivel mundial, más estudiantes que nunca se encuentran inscritos en algún tipo de institución de educación superior. Hoy en día hay alrededor de 200 millones de alumnos de educación terciaria en el mundo, en comparación con solo 89 millones en 1998. Esto representa un crecimiento del 124 % en solo 15 años.  

También, a pesar de la reciente crisis financiera, los retornos económicos resultantes de la educación para los egresados de las instituciones de educación terciaria son bastante significativos, tal y como lo indica un reciente estudio llevado a cabo por el Banco Mundial. Aún en países que han sufrido con el doble problema de tener que enfrentar la crisis financiera con un sistema de educación superior poco diversificado, las tasas de desempleo de los egresados de educación terciaria tienden a ser menores que las del resto de la población. Todo ello hace necesario redoblar esfuerzos para identificar vías mediante las cuales las instituciones de educación terciaria puedan ser más efectivas y puedan vincularse mejor con las necesidades actuales y futuras de la economía y la sociedad. Esto implica además revisar las políticas de educación terciaria y empleo, especialmente a los niveles regional y nacional. Y este es un tema que llegó para quedarse. Como lo expresara Tony Carnevale, director del Centro para el Desarrollo del Empleo de la Universidad Georgetown, en nuestra reciente conferencia de la serie “Educación terciaria en la encrucijada”, “más y más las políticas se están enfocando en la relación existente entre la educación superior y la preparación para el mundo del empleo”.

Concluyo este primer blog recordando que vivimos en un tiempo excitante aunque lleno de desafíos, en el que la educación terciaria puede y debe adaptarse de manera más rápida y más eficiente para atender mejor las necesidades del entorno socio-económico, local y global. No es una tarea fácil pero ciertamente es una tarea factible. Como lo señalara Paul Valéry, “lo que nos desconcierta en nuestros tiempos es que el futuro ya no es lo que solía ser”.
 

Comments

Unpublished

Los retos y desafíos del modelo de educación abierto y a distancia en México.
Nuestro país sin lugar a dudas se encuentra en una situación de retos y desafíos en prácticamente todos los sectores que involucran su desarrollo, la educación, es sin lugar a dudas uno de los más significativos que permitirá, si logramos deshacernos de viejos y rebasados patrones, alcanzar las metas que nos hemos planteado a corto, mediano y largo plazo.
“En México, la educación abierta y a distancia ha venido avanzando rápidamente”. En la actualidad, existe una diversidad de instituciones que han decidido a apostar por esta modalidad de estudios, ganando terreno a las instituciones ( en su gran mayoría públicas), con años de experiencia en la educación tradicional, una prueba de esto es que para no quedar en el rezago una gran cantidad de estas, han escogido por ofrecer sus estudios bajo esta modalidad educativa, no obstante que para lograr que la educación abierta y a distancia sea mejor reconocida y aceptada, es necesario que los dirigentes de las instituciones que rigen la educación en nuestro país, amplíen sus criterios para romper con los paradigmas actuales y aceptar los nuevos.
Por otro lado, Para el desarrollo de esta modalidad educativa, es necesario destacar entonces, los tres aspectos que son fundamentales para el progreso de este modelo (que bajo mi particular punto de vista serían sus principales retos y desafíos)
1.-La formación y constante capacitación del personal docente en línea, tutores y facilitadores.
2.-Las Herramientas tecnológicas, Nuevas tecnologías y/o las T`ics, como herramientas de apoyo a este modelo educativo.
3.-La elaboración de planes y programas de estudio, materiales de apoyo, actividades académicas y de aprendizaje que deben de ser propios para la aplicación en este modelo educativo.
En la actualidad, la Educación a Distancia ha venido abriéndose paso dentro de la educación mundial. Desde capacitación laboral hasta post-grados universitarios figuran ya en la oferta de las más diversas instituciones educativas.
En estos últimos años, en nuestro país, universidades, institutos profesionales, centros de capacitación a empresas son, por nombrar algunas, las entidades que hacen uso de este modelo educativo. Con el avance de la tecnología por un lado y el acceso cada vez más sencillo a las redes de comunicación, la instrucción y capacitación a distancia se hace cada vez más eficaz y solicitada.
Desde hace ya varios años, Internet, la red computacional más grande del mundo, contribuye eficaz y eficientemente en este modelo educativo. Si además se añaden las universidades abiertas y a distancia que existen en el país, esta modalidad alcanza una presencia relevante en su desarrollo educativo más sin embargo, aun con todo esto, es necesario señalar, que existe todavía en nuestro tiempo, algunas dudas hacia este modelo educativo, debido fundamentalmente a que no se conocen sus principios, sus métodos, o sus resultados y ni del desarrollo alcanzado en el mundo al grado tal que la educación abierta y a distancia es respaldada por organismos Internacionales como la UNESCO y la OEA y el propio Banco Mundial.
Retos y desafíos del modelo de educación abierta y a distancia en México:
1.-“A través de los años de experiencia en este modelo educativo, he observado como el docente en línea, tutor, facilitador de estudiantes a distancia, tiene un reto más significativo que el docente de educación presencial, dado que él no se encuentra físicamente con sus alumnos”.
Desde la perspectiva que podemos observar como docentes, la educación a distancia no prescinde de éste, tampoco deja de lado la relación profesor-alumno, sólo cambia la modalidad y la frecuencia, esto quiere decir entonces, que de la función de enseñante, el docente pasa a ser un facilitador del aprendizaje, un creador de situaciones con medios innovadores que permitan al alumno lograr los cambios de conducta y el desarrollo de habilidades necesarias. Si consideramos como sucede, que por un lado, tanto los tutores como los facilitadores son profesionales dedicados al estudio y practica de su vocación, (que dicho sea de paso es lo más recomendable para asistir al alumno a distancia), salvo en las profesiones relacionadas con computadoras, es muy difícil suponer que son expertos en el manejo y aplicación de nuevas tecnologías y navegación en Internet dado que su tiempo y estudio lo dedican precisamente a las asignaturas relativas a su desempeño profesional. No podemos entonces menospreciar el doble esfuerzo que para el tutor facilitador, representa la incorporación a este modelo ya que por un lado tendrá que actualizar y en su caso estudiar las metodologías y técnicas didácticas necesarias para su desempeño docente y por otro lado adquirir o desarrollar el conocimiento necesario para el manejo adecuado de las herramientas tecnológicas necesarias, lo cual significa un esfuerzo adicional.
2.- Es necesario simplificar el uso (no me refiero precisamente a la construcción y desarrollo) de las herramientas tecnológicas para el estudio a distancia, para no caer en la tentación del abuso.
Es necesario destacar que el mayor porcentaje de los aspirantes a ingresar a este modelo, de acuerdo con nuestra experiencia, todavía en esta generación, son personas de cierta edad, los cuales, en su momento no tuvieron la oportunidad, los recursos necesarios o la disponibilidad para ingresar a algún centro educativo y que actualmente lo pueden hacer pero no disponen del horario adecuado (y no me refiero al tiempo) debido a sus obligaciones de tipo laboral, familiar o de distancias. Debemos entonces entender, que este porcentaje de aspirantes provienen de una generación anterior, por este motivo coexistieron en su época, con el fenómeno que constituye el parteaguas del surgimiento y desarrollo de los procesos tecnológicos relacionados con computación, internet, recursos multimedia y nuevas tecnologías y bajo esta circunstancia estas tecnologías resultaban en su tiempo, muy costosas, complicadas y de difícil acceso.
Comúnmente este estudiante promedio, en la actualidad aparte de tener que readaptarse a los procesos de estudio relacionados sus asignaturas, se le complica en el mayor de los casos, el uso adecuado de estas herramientas, debido fundamentalmente al abuso en el uso de las llamadas “plataformas educativas tipo” es decir a los machotes ya prefabricados, a grado tal que lejos de ser una herramienta de apoyo, en ocasiones se convierten en un verdadero obstáculo el tener que aprender por un lado, el uso de estas herramientas de la época contemporánea, y por otro las tareas relacionadas con sus asignaturas.
3.- “Siempre he considerado que unos delos principales problemas que de origen enfrenta este modelo educativo en México, lo es sin lugar a dudas, la elaboración de planes y programas de estudio, actividades académicas y de aprendizaje y materiales de apoyo, propios para la aplicación en este modelo educativo”.
Con el incremento en la demanda educativa cada vez es más creciente, surgió la necesidad de nuevos modelos educativos que fueran capaces de atender a toda esa población estudiantil. “El surgimiento de la Open University en el Reino Unido en 1969, tuvo influencia en México. La UNAM creo en febrero de 1972, algunos meses antes de que abriera sus puertas la Universidad Nacional de Educación a Distancia en España, el Sistema de Universidad Abierta (SUA), con la finalidad de extender la educación universitaria a grandes sectores de la población, por medio de métodos teórico-prácticos de transmisión y evaluación de conocimientos y de la creación de grupos de aprendizaje dentro o fuera de los planteles universitarios. Observo como de origen consideraron como opción a este modelo de educación a distancia la creación de un hibrido, que nace de un modelo presencial y se anida en la institución como un proyecto o programa más, o en el peor de los casos como si fuera una simple moda, “no se especializaron de origen en este modelo”. Es fundamental la promoción de instituciones que dentro de sus principios este permanentemente continuar esta tradición, no transitar hacia el modelo presencial, por lo tanto que su ideología, principios, ideario, sean bajo la norma de este modelo, también todos sus documentos académicos, planes de estudios, programas, actividades de aprendizaje etc. sean diseñados y actualizados bajo esta premisa fundamental. Es necesario crear toda una cultura de apoyo Institucional para las entidades, públicas y privadas que nacen bajo cobijo de este modelo educativo.

ENVIADO POR Rocío Chávez Mayo EL

Efectivamente, en México, se ha dado un buen impulso a la Educación Superior. Se han creado programas específicos para incrementar la calidad. También se han hecho esfuerzos en Educación Básica. El talón de Aquiles es la Media Superior (Bachillerato). En el Plan Nacional de Desarrollo se han establecido objetivos y estrategias encaminadas a mejorar este nivel educativo. Falta ahora la puesta en marcha.

ENVIADO POR FERNANDO ARIAS ... EL

¡Muy ilustrativo tu documento, Francisco! Espero un futuro pleno de investigaciones y reflexiones a fin de conducir a mejores decisiones en el ámbito individual y colectivo. Igualmente, que las conferencias internacionales lleven a acuerdos de efectuar pesquisas al respecto, en vez de sólo discursos y reflexiones. No estoy seguro si deba hablarse de "empleabilidad" pues se da la idea de que la formación terciaria debe conducir a obtener un puesto en alguna organización, cuando algunas carreras pueden conducir a una ejercicio profesional independiente, el cual sería necesario impulsar: médicos dentistas, abogados, psicólogos, etc. Por otro lado, será necesario investigar el efecto de las becas sobre el rendimiento estudiantil y la eficiencia terminal. Por ejemplo, en México se están ofreciendo miles de becas. Muchas universidades están ampliando el número de plazas disponibles para el ingreso y reduciendo los requisitos al respecto. Un candidato presidencial ofreció ampliar el cupo universitario para que toda persona pudiera ingresar. Me parece parten de una premisa falsa(la cual me duele expresar): toda persona tiene las capacidades necesarias para estudios terciarios. Creo, principalmente, se trata de decisiones demagógicas en vez de basadas en evidencias. Estas son cuestiones pendientes de investigación (la cual estoy emprendiendo).
¡Saludos!

ENVIADO POR Lina Ayala EL

Francisco, interesante...me pregunto si parte del problema de la educación terciara no radica en la calidad de la primaria o la secundaria? Creo que en países latinoamericanos debemos afianzar los pilares desde la educación en la infancia, para que estos jóvenes que logran graduarse tengan una vision mucho mas completa del mundo y pongan a disposición todas sus habilidades.

Considerando los niveles de cobertura de la educación superior en países como México, un reto fundamental tiene que ver con el incremento en los niveles de acceso, pero también la necesidad de fortalecer la matrícula en programas e instituciones de educación superior no tradicionales, además de emprender una seria discusión sobre la eficiencia curricular actual.
Que bueno, Fernando, que estás empeñado, como siempre, en hacer investigación de relevancia sobre estos importantes temas.

No cabe duda que la mejoría integral del sistema educativo, desde los niveles básicos, es fundamental para una mejor contribución de la educación superior. Lamentablemente en la educación superior solemos, a veces cómodamente, justificar ineficiencias internas señalando que el problema y, consecuentemente, la solución está en manos de los niveles previos de la educación.
Me parece que el sistema de educación superior tiene mucho que puede aportar para contribuir a resolver deficiencias significativas de los niveles previos.
 

ENVIADO POR elia marum-espinosa EL

Efectivamente Francisco, las investigaciones que realizamos sobre el mercado laboral de profesionistas revelan la complejidad que señalas, no es un asunto de oferta y demanda, pues la empleabilidad, como bien anotas, es mucho mucho mas amplia que el empleo y la dinámica de la economía y la sociedad imprime también esta complejidad.
Dices algo que es fundamental para entener el problema del empleo de egresados de la educación terciaria, la falta de generación de empleo suficiente y este es el problema del actual modelo económico, por ello coincido contigo en que la educación terciaria es el pasaporte de entrada al mercado laboral, pero ya no es garantía.
Felicidades por este magnífico Blog. Saludos

Gracias Francisco por compartir tus experiencias de esta primera etapa de trabajo con las instituciones de educación superior desde el Banco Mundial. Son muchos los desafíos pero sin dudas las universidades tendrán que desempeñar un papel protagónico en la edificación de sociedades más justas y equitativas que tengan como pilar de desarrollo socio-económico el conocimiento.

Te agradezco cualquier información adicional sobre las conferencias “Educación Terciaria en la encrucijada”, es un tema que nos interesaría seguir.

Éxitos y un cordial saludo,

ENVIADO POR Rosana Quiroga EL

Francisco, muy interesante tu artículo. Acuerdo contigo en que el nivel superior debe contribuir a la mejora de la calidad de los niveles previos, fundamentalmente porque el Nivel Superior tiene la difìcl tarea de ocuperase de la formación de docentes para esos niveles, que es otro de los grandes desafíos para la educación superior desde mi punto de vista.

ENVIADO POR Cristian Piris EL

La calidad universitaria no puede ser medida sólo por su calidad académica, la empleabilidad de los graduados es un rasgo que no puede obviarse. Muchas veces estamos seguro desde la oferta (de formación) lo que necesita la demanda (mercado laboral), y las victimas de esos errores de percepción son nuestros graduados.
Felicitaciones Francisco por el blog.

ENVIADO POR María Laura EL

Coincido con Rosana en la apreciación en cuando a que el Nivel de Educación Superior es el que realiza la formación de los docentes que se desempeñan en los niveles anteriores. Por esa razón, debería orientarse una línea prioritaria de investigación en los factores que inciden en el bajo rendimiento académico y cuáles pueden intervenir en lograr un mayor interés y compromiso de los estudiantes para, desde ese lugar, realizar propuestas de intervención que tiendan a mejorar la formación que se brinda en las escuelas básicas y medias. Felicitaciones por el blog!!!

Felicitaciones Francisco por el Blog. Es la oportunidad de democratizar asuntos de relevancia global y la mayor riqueza será sin duda el producto de las reflexiones del conjunto . Creo que todos los temas que has mencionado como cruciales para la educación terciaria, están entrelazados, el aseguramiento de la calidad, el financiamiento, la equidad en el acceso a la educación superior, la retención/deserción, la gobernanza institucional, la internacionalización, la diversificación institucional, las tensiones entre docencia e investigación y la empleabilidad. Por supuesto que para algunos establecimientos educativos estos no son temas de preocupación en absoluto, pero estamos hablando para aquellos que sí lo son, por tanto, creo que el primer paso está dado y es que TODOS conozcan cuál es nuestra problemática, reconocerla y trabajar para influir en la definición de políticas nacionales que a su vez se traduzcan en buenas prácticas. Aunque cada contexto responde de manera distinta a las políticas educativas, es importante la socialización de las buenas prácticas. Coincido con Fernando Arias cuando dice que el sistema educativo debería propiciar que cada individuo sea capaz de emplearse él/ella mismo/a y no sólo entender la empleabilidad como un factor pasivo o dependiente de una organización externa.

ENVIADO POR estuardo meneses EL

Felicitaciones por el artículo y la iniciativa de crear este blog

ENVIADO POR Edgardo Juárez ... EL

Felicitarte Dr Francisco por esta inquietud que haces realidad en este proceso reflexivo y decirte que el tema es complejo pero estimulante, me parece que nos toca no se si decir resolver pero si aportar a muchos actores a este desafio de la educacion terciaria que abordas de forma precisa, quiero pensar ahora no como docente sino como estudiante recordando lo impactante que tambien lo fue para mi reflexionar sobre el tema de referencia y mira que sigue siendo una constante por lo que siguen siendo los estudiantes los que a veces por inercia sigan resolviendo estas incognitas de a donde ir y que camino tomar, porque enfrente hay variables que ellos no controlan, pero que al final adecuan para la supervivencia, si me lo permites, como lo hemos hecho todos.

Exacto, Rosana. Esta importante tarea de la educaci'on superior de formar a los docentes de los niveles previos se dificulta aun mas en el caso de paises en los que existe el sistema de instituciones normalistas separado del resto del sistema de educaci'on superior.

ENVIADO POR GERARDO LARA OROZCO EL

Felicidades por esta iniciativa, con gusto estaremos pendientes y participando

ENVIADO POR Fernando Elizon... EL

Muy apropiado su comentario. Desde mi perspectiva la educación terciaria debe enfocarse mas en la formación por competencias y ofrecerle al estudiantado mayores elementos formativos que les permita dejar de visualizar su futuro solamente en la empleabilidad y mas en la de gestores de su propia empresa.

ENVIADO POR JOSÉ LUIS LEÓN EL

Excelente visión mostrada en este primer blog Francisco, que da cuenta at a glance del espacio complejo y vital de la educación terciaria en el mundo. El analisis sobre sus desafíos y oportunidades permite reconocer la amplia gama de posibilidades sobre su análisis, que permite a los diversos actores del orbe involucrados, a la practica permanente de la reflexión y de la acción. No cabe duda que el compromiso que la educación terciaria encara con la disminucion de la pobreza y con la generación y promocción del crecimiento de las naciones, se antoja como asunto nodal, provocativo y excitante, que demanda de la participación de optimistas irredentos. Felicidades por la organización de las conferencias, contriye a identificar oportunidades y alimentar decisiones.

ENVIADO POR Dylia Hernandez EL

Excelente articulo para comenzar este blog Francisco! Felicidades! ...Siendo una estudiante considerada " no tradicional" por regresar a la universidad después de varios años, puedo identificarme perfectamente con los desafíos y los retos que obtener una educación terciaria representa, como en mi caso lo ha sido el financiamiento y la accesibilidad a una educación superior. Me uno a ser una mas "incorregible optimista" ya que creo firmemente que la educación terciaria nos llevara a contribuir de una manera en la que será posible crear un mundo mejor para las próximas generaciones.
Saludos Francisco, y felicidades de nuevo por el excelente trabajo realizado.

ENVIADO POR GIOVANNI ANZOLA EL

Mucho se ha dicho sobre los distintos y eventuales prejuicios que existen entre el sector productivo y las universidades del país a la hora de contratar profesionales –recien egresados que cumplan con sus expectativas de desempeño operacional, con inexperiencia, inseguridad laboral, desempeño, madurez y certeza para la toma de decisiones. No obstante, el llamado a las comunicades académicas y asociaciones empresariales para generar alianzas de manera contundente y permanente podrían ayudar a resolver algunos de los cuestionamientos más presentes hoy en día frente al tema ¿el problema son los recien graduados culpables de estos estigmas o las universidades que eventualmente cuentan con graduados que salen con vacios de toda índole (éticos, académicos y laborales) o las empresas concentradas en el espacio mediático de la producción exitosa en el corto plazo? ¿qué retos le esperan a la educación superior a la luz de las expectativas del desarrollo económico en Colombia?. Las respuestas muchas veces escuchadas en los claustros de la informalidad académica y la especulación frustada del sector empresarial: la formación de profesionales con altas cualidades de análisis, propuesta y creatividad para ser glocalmente competitivos.

ENVIADO POR GIOVANNI ANZOLA EL

Mucho se ha dicho sobre los distintos y eventuales prejuicios que existen entre el sector productivo y las universidades a la hora de contratar profesionales –recién egresados que cumplan con sus expectativas de desempeño operacional, con inexperiencia, inseguridad laboral, desempeño, madurez y certeza para la toma de decisiones. No obstante, el llamado a las comunidades académicas y asociaciones empresariales para generar alianzas de manera contundente y permanente podrían ayudar a resolver algunos de los cuestionamientos más presentes hoy en día frente al tema ¿el problema son los recien graduados culpables de estos estigmas o las universidades que eventualmente cuentan con graduados que salen con vacios de toda índole (éticos, académicos y laborales) o las empresas concentradas en el espacio mediático de la producción exitosa en el corto plazo? ¿qué retos le esperan a la educación superior a la luz de las expectativas del desarrollo económico en Colombia?. Las respuestas muchas veces escuchadas en los claustros de la informalidad académica y la especulación frustada del sector empresarial: la formación de profesionales con altas cualidades de análisis, propuesta y creatividad para ser glocalmente competitivos.

ENVIADO POR Jorge Romero EL

Muy bien el artículo Francisco y el blog es algo indispensable como elemento resonador de todas estas magníficas ideas e inquietudes que la gente manifiesta. Es precisamente en este tema de las Tecnologías de Información en la que centro mi comentario. Las instituciones de educación, públicas y privadas, deben continuar sus esfuerzos por incrementar su matrícula de forma sustancial ofreciendo opciones de educación a distancia para una mayor cantidad de personas que por diversas circunstancias se encuentra alejadas de los espacios físicos en donde se imparten los diferentes programas educativos. Se ha cuestionado en esta modalidad de educación a distancia el asunto de la calidad; sin embargo es evidentemente un mito pues las instituciones serias que ya utilizan esta modalidad aplican el mismo rigor en la evaluación para un alumno en modalidad presencial que para un a distancia. La tendencia es irreversible y digo yo para bien. Las instituciones que no aprovechen las tecnologías de información tanto en el contenido de sus programas académicos como en la forma en que los ofrecen, corren el riesgo de disminuir su matrícula ante el avance de aquellas que ya ofrecen estos programas a distancia con mucha calidad. Es pues esta una forma de acercar la educación terciaria a jóvenes, y otros no tanto, para brindarles verdaderas opciones de educación en temas diversos y vigentes que en verdad les permitan insertarse con éxito en el mercado laboral. Un ejemplo paradigmático es lo que hace el Instituto Tecnológico de Massachusetts al ofrecer gratis algunos de sus cursos a quien quiera tomarlos. Evidentemente no otorga reconocimiento alguno a menos que el alumno se inscriba y pague su cuota. Otro buen ejemplo de cómo hacer educación a distancia lo constituye The Khan Academy cuya inscripción al sitio es gratis y ha obtenido recursos de incontables empresas y fundaciones. Así pues esta alternativa de educación hace falta que sea apoyada institucionalmente. Saludos.

ENVIADO POR Gerardo Lara Orozco EL

Unos de los temas que mencionas es la separación del las ÍES y el sector empleador, permíteme mencionar que en las Universidades Tecnológicas de México hemos realizado un trabajo muy amplio de consulta con el sector empleador, participando más de 600 empresas en la elaboración de los nuevos planes de estudio por competencias y en las encuestas de seguimiento de egresados los empleadores manifiestan una satisfacción de más del 80 % sobre el desempeño de nuestros egresados.
Con la finalidad de que los egresados busquen generar su propia empresa, en las Universidades Tecnológicas de México les brindamos una formación emprendedora y en la mayoría de las UT s se cuenta con incubadora de empresas para apoyar los en el proceso

ENVIADO POR Martha Patricia... EL

Me uno a las felicitaciones expresadas por los comentaristas del blog que inicias con tan acertadas reflexiones. Sin duda alguna, es un tema relevante por el impacto que agrega a cualquier sociedad, por la función que tiene la institución para la cual encabezas esta tarea, por la problemática que persiste sobre el tema del empleo, pertinencia de la formación y el resto de desafíos que enumeras. Como bien sabes, hay orientaciones fundamentales de organismos internacionales como la UNESCO, OCDE y el Banco Mundial desde mediados de los noventas, cuyas directrices en el caso de México han sido hasta cierto punto exitosas para el diseño e implementación de la política publica en la materia. Los cambios que han tenido, sobre todo las universidades públicas estatales mexicanas son importantes pero aun insuficientes. Me parece que hay una reflexión importante (entre muchas) que hacer a partir de lo alcanzado y que toca el tema del financiamiento por un lado y por otro la pertinencia de la investigación. En ese sentido y desde mi punto de vista, cada día adquiere más relevancia el Reporte de Gibbons sobre la nueva producción del conocimiento y la función de la educación superior en ese dilema. Creo eso nos lleva a discernir sobre la función de las instituciones y en cómo hacerlas más eficientes y eficaces de manera que puedan responder de manera más integral y exitosa a su contexto. Enhorabuena y gracias por la oportunidad de compartir y conocer tus reflexiones y preocupaciones, así como de expertos y expertas en la temática.
Un saludo afectuoso
Patricia Barraza

ENVIADO POR Nadina Mazzoni EL

Felicitaciones por el Blog y por siempre ser el optimista incorregible. Yo al igual que Usted comparto totalmente el optimismo y se que nuestros queridos países pueden mejorar su nivel educativo y que el problema más grande mundial es la falta de oportunidades. El talon de aquiles en Honduras sigue siendo la deserción escolar sobretodo en la educación media, y las opciones para una educación terciaria cada vez debe ser más técnica/práctica para ayudar a levantar la economía del país y por ende crear mas empleos. No debemos de olvidar también lo importante que es ahora darle más énfasis al emprendimiento. Se necesitan jóvenes emprendedores para que generen empleo y esto dinamize la economía y al haber economía entonces hay mas posibilidades de continuar estudios terciarios.

ENVIADO POR Edgardo Juárez ... EL

comparto lo que rocio chavez nos comenta : existe un plan nacional de desarrollo... y finaliza falta ahora la puesta en marcha, o en otras palabras : "la mayoria de las empresas no fallan por su falta de planeaccion sino por su falta de ejecucion" y esto es uno de tantos problemas que necesitamos resolver, no es facil porque son tantos los factores(multifactorial)y tan complejo, creo que tambien no se ha dado la exigencia y aplicacion de uno de tantos elementos que son necesarios (no es el unico)la insercion de valores en nuestras actividades academicas, ahora con el tema de la educacion terciaria en mexico (parece igual en otras naciones) se critica el porque no dejan ingresar a los alumnos que no logran el puntaje (tambien esta valorizacion muy criticada por su forma)a las universidades despues se liberan estos espacios y vienen los problemas centrales que ya explico el dr francisco marmolejo, es decir este hacer exigente de valorizaciones de ingreso a las universidades de forma maquillada no ayuda, ademas todos queremos un titulo universitario cuando tal vez lo que necesita la nacion son tecnicos porque su status quo como pais necesita para su desarrollo cierto tipo de profesiones, ahi tambien el Estado-Gobierno tiene una corresponsabilidad de marcar las politicas publicas en materia educativa donde señale que necesita el pais para su crecimiento, desde luego esto no deja de ser una verdad relativa pero que invita a reflexionar ciertas posibilidades en un ejercicio de prospectiva.

Mensaje de parte de Angel Fernandez (Coordinador de Cooperación Internacional en la Universidad Veracruzana, anfernandez@uv.mx), enviado con su autorización por considerarlo de interés para los lectores.

Estimado Francisco:

Muchas felicidades por la apertura del blog y, sobre todo, por los temas tan interesantes que se están abordando, tanto en este espacio como en las pasadas dos conferencias sobre empleabilidad y educación superior.

Coincido plenamente con tus observaciones y sólo quiero destacar un tema relacionado con la formación de recursos humanos a través de la educación superior y su inserción en el mercado laboral.

Sin duda alguna, este reto merece particular atención de los actores involucrados y, especialmente, de las instituciones de educación superior. En el discurso empleado en diferentes foros distingo dos perspectivas que me parece difícil de conciliar: la fuga de cerebros y la atracción de recursos humanos de alta calidad.

Por un lado, se critica fuertemente la salida de profesionales hacia mercados más atractivos, ya sea debido a mejores salarios o a mejores condiciones para el desempeño profesional. Se cuestiona también los costos que implica para una nación el financiamiento de la educación superior, sobre todo en países subdesarrollados o en vías de desarrollo, cuyos mejores egresados prefieren migrar hacia países que les ofrecen mejores condiciones laborales y salariales.

Por otro lado, algunos sectores critican la llegada de profesionales formados en otros países, con el argumento de que compiten con sus egresados. Buena parte de estos sectores están a favor de la contratación de recursos humanos formados en instituciones locales, en lugar de aquellos provenientes de otras naciones. Esta forma de pensar no toma en cuenta el costo que pudo haber tenido la formación de licenciados, ingenieros o arquitectos en su país de origen.

La fuga de cerebros es un fenómeno que existe desde hace mucho tiempo y la retención de los mismos no garantiza necesariamente el aprovechamiento integral del bagaje de conocimientos en sus lugares de origen. Junto con ello, deberán existir políticas públicas favorables y fuertes inversiones, tanto del sector público como del privado, para optimizar las ventajas que ofrecerían los recursos humanos de alto nivel.

Si una región, estado, provincia o país no está en condiciones de formar los recursos humanos de calidad que requiere, entonces tendrá que acudir al mercado laboral internacional. Los programas académicos de posgrado de alta calidad requieren de mucho tiempo para su gestión, operación y consolidación y algunas sociedades no pueden darse el lujo de esperar tanto tiempo. Cualquier proyecto que sea de interés estratégico para una comunidad deberá procurar atraer a los mejores profesionales, independientemente de su origen.

Por supuesto, en una situación de este tipo no se debe soslayar la importancia que tienen las competencias interculturales de los profesionistas. El egresado de una institución local es generalmente más sensible a la idiosincrasia de la sociedad en que se formó, lo que representa una ventaja relativa, tanto para el empleador como para el empleado.

Ante esta realidad, las universidades deberán ocuparse fundamentalmente por atender sus compromisos docentes con calidad, en el entendido de que muchos de sus egresados no se desempeñarán en la localidad, por lo que deberán estar preparados para desarrollarse en un mercado laboral muy competitivo a nivel internacional.

La universidad, y la sociedad en general, tampoco deberá cerrar sus puertas a la riqueza que representan los profesionistas formados en otras latitudes. En este sentido, todos los actores deberán de preocuparse por atraer a los recursos humanos idóneos para enfrentar sus retos particulares, sin que predomine un criterio localista.

Felicitaciones Francisco Marmolejo, me uno a la comunidad en felicitar este blog, el cual ponen en evidencia las necesidades de la educación superior, los que hemos trabajado en algunas áreas de este sector, corroboramos las observaciones de los participantes, aporto lo siguiente: Los investigadores que pueden ser la columna vertebral de las relaciones academia-sector productivo, sin embargo, es necesario que las LGAC sean más productivas, que los CA, tengan un mayor impacto en cada una de las instituciones, una premisa es que sus integrantes atiendan programas educativos (PE) en varios niveles para el cumplimiento cabal de las funciones institucionales. Es impresionante que a partir del PROMEP se tiene el enfoque en formar los CA con el fin de obtener mayor financiamiento. Todo esto por iniciativa del Gobierno Federal que unifica criterio y marca el paso como indica la Mtra. Roció Chávez, mi pregunta consiste en lo siguiente: “Porque no por medio de las ANUIES, no se crean programas como el PROMEP” para hacer cambios drásticos en la educación superior.

Felicidades mi muy estimado amigo Francisco por el enorme esfuerzo que vienes realizando en pro de la educación superior, tu servidor desde la trinchera del modelo de educación abierto y a distancia estamos realizando lo propio y la verdad que nos da frecuentes muestras de satisfacción a observar los casos de éxito que hemos logrado....Recibe saludos afectuosos

pd. soy de Lagos de Moreno, estuvimos en la gloriosa UASLP actualmente resido en la ciudad de GDL

ENVIADO POR marco antonio m... EL

En Mexico este tema cobra singular relevancia porque aqui la illusion de superar la pobreza a traves de la educacion profesional ha sido predominante sobre la illusion de adquirir bienes de consumo, viajes, viviendas. La familia Mexicana, renunciando a muchos satisfactores, algunos basicos en otros paises, le ha apostado a la educacion al mismo nivel que la familia norteamericana le aposto al consumo Y la realidad es que de igual forma, ven su patrimonio disminuido y hasta desaparecido, cuando despues de dos años de titulados los hjos tienen que dedicarse a actividades que no requieren ni preparatoria Esta en juego el futuro del perfil socio economico de la familia Mexicana y como ex presidente del Consejo de Vinculacion de mi estado; Sonora, no veo la voluntad colectiva de quienes gobiernan, educan y emplean de cambiar esta realidad porqe indudablemente su rentabilidad politica y economica es a mediano plazo