Fernando Soulo… (no verificado)

Febrero 25, 2018

Uno de los mayores problemas, sino el que más, es que el trabajo no sigue la misma tendencia que el crecimiento demográfico. En un mundo cada vez más robotizado, y con mayor población, el hambre será la consecuencia lógica. Y el resultado es inimaginable.