Syndicate content

Agosto 2011

Huir de la hambruna: Visión desde el interior de un campo de refugiados

Mujer y su hijo en un campo de refugiados en el Cuérno de África © Naciones Unidas

Hace poco tiempo visité Dadaab, la tercera ciudad más grande y de más rápido crecimiento de Kenya, cuya población aumentó de 250.000 habitantes hace unos años a más de 400.000 en la actualidad.

Dadaab no es una ciudad común del país. La mayoría de sus residentes no son kenianos sino somalíes que viven en un conjunto de campos de refugiados que pueblan la pequeña ciudad de Kenya que existía hace 20 años. 

Los primeros residentes de los campos buscaron refugio de las luchas que convirtieron a Somalia en un Estado fallido.

Huir de la hambruna: Visión desde el interior de un campo de refugiados

Johannes Zutt's picture

Refugiados en un campo en Kenya © Naciones Unidas

Hace poco tiempo visité Dadaab, la tercera ciudad más grande y de más rápido crecimiento de Kenya, cuya población aumentó de 250.000 habitantes hace unos años a más de 400.000 en la actualidad.

Dadaab no es una ciudad común del país. La mayoría de sus residentes no son kenianos sino somalíes que viven en un conjunto de campos de refugiados que pueblan la pequeña ciudad de Kenya que existía hace 20 años. 

Los primeros residentes de los campos buscaron refugio de las luchas que convirtieron a Somalia en un Estado fallido. Los más de 1.000 refugiados que llegan ahora todos los días buscan protegerse del cambio climático, la peor sequía de la región en 60 años y la hambruna que esta provoca.

Género y comercio

Otaviano Canuto's picture

Mujeres en África © El Banco MundialLa desigualdad de género  y la discriminación pueden afectar muchas áreas de la vida, desde el acceso de las mujeres a los servicios básicos de salud hasta sus perspectivas de educación y de ingresos futuros.

En consecuencia, con el fin de superar estas diferencias, los profesionales que se dedican al tema del desarrollo han comenzado a recopilar datos desglosados por sexo y a abordar elementos de género en el diseño e implementación de programas de ayuda.

Mediante “proyectos que incorporan el tema de género", las instituciones de desarrollo, como el Banco Mundial, pueden superar mejor la discriminación, evitar el agravamiento de las desigualdades existentes y potenciar el capital humano para el futuro.