Syndicate content

Francia

Debemos intensificar nuestros esfuerzos para poner fin a la pobreza en todas sus dimensiones

Jim Yong Kim's picture
Esta página en: English | Français | العربية
© Dominic Chavez/Banque mondiale
© Dominic Chavez/Banco Mundial

Todos los años el 17 de octubre, con ocasión del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza, en el Grupo Banco Mundial destacamos los avances logrados hacia nuestros dos objetivos: poner fin a la pobreza extrema para 2030 e impulsar la prosperidad compartida del 40 % más pobre en todos los países del mundo. Pero, más importante aún, en este día evaluamos cuánto nos falta.

La revolución tecnológica da esperanza a miles de millones de personas sin derechos formales sobre la tierra

Klaus Deininger's picture
También disponible en: English | Français  | العربية| Русский

Muchos de los actuales y cada vez más complejos desafíos del desarrollo, desde la rápida expansión urbana al cambio climático, la resiliencia frente a los desastres y la inclusión social, se relacionan estrechamente con la tierra y el uso de esta. Abordar estos desafíos y asegurar al mismo tiempo que las personas y las comunidades hagan pleno uso de sus tierras depende de que los mecanismos de reconocimiento de los derechos sobre la tierra sean consistentes, confiables y accesibles.

A pesar de los avances registrados en las últimas décadas, el registro de tierras se sigue realizando de forma aislada e incompleta en muchos países en desarrollo. En menos de la mitad de los países del mundo (y solo en el 13 % de África) se han registrado o cartografiado las tierras privadas en las ciudades capitales, y mucho menos más allá de sus límites, y con frecuencia las tierras públicas ni siquiera se registra. En menos de un tercio de los países −y únicamente en dos de África (Rwanda y Sudáfrica) − se mantienen registros digitales, medida que facilita una gestión de la tierra más eficiente frente a niveles de urbanización nunca vistos y otros desafíos ambientales. La informalidad generalizada también deja a las mujeres y otros grupos vulnerables expuestos a la inseguridad y la pérdida de derechos.

Abrir caminos para que el enfoque de la agricultura climáticamente inteligente sea “la nueva normalidad”

Martien van Nieuwkoop's picture
Esta página en: English | العربية | Français
Agricultores en India se beneficiarán a medida que la agricultura climáticamente inteligente se amplía en todo el mundo. © ICRISAT
 © ICRISAT

La agricultura climáticamente inteligente, que alguna vez fue solo un tema de debate en las conferencias, constituye ahora una serie de medidas adoptadas por los agricultores, los trabajadores de extensión agrícola, la agroindustria y otras partes interesadas del sector de la agricultura.

En los últimos años, este enfoque agrícola que busca aumentar la productividad y la resiliencia y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) ha cobrado impulso a medida que se ha comprendido cuán importante es para el sistema alimentario. Prácticamente todos los representantes gubernamentales y agricultores que he conocido durante mis misiones de trabajo (por ejemplo, recientemente en Bangladesh, Nepal y Pakistán) (i) manifiestan un interés genuino en incorporar este enfoque en sus actividades diarias y en el sector de la agricultura. En la COP 23 en Bonn, se produjo un gran avance en el ámbito de la agricultura climáticamente inteligente, ya que se acordó que los países y las partes interesadas deben implementar acciones climáticas en las actividades agrícolas sobre el terreno.

En Senegal, se insta a invertir en la gente y en el planeta

Jim Yong Kim's picture
Esta página en: English | Français | العربية



Este mes, durante tres días, Senegal —ubicado en África occidental— fue el centro de atención de los esfuerzos mundiales para combatir el cambio climático y mejorar la educación en un mundo que cambia rápidamente.

El presidente francés, Emmanuel Macron, y el presidente senegalés, Macky Sall, copresidieron una conferencia en Dakar sobre la recaudación de recursos para la Alianza Mundial para la Educación (AME), una plataforma de financiamiento que ayuda a los países de ingreso bajo a aumentar tanto el número de niños que asisten a la escuela como el nivel de aprendizaje.

Líderes africanos y asociados intervinieron y anunciaron sus compromisos de proporcionar una educación que prepare a los niños para competir en la economía del futuro y que fomente el progreso socioeconómico.

Digitalizan documentos del primer préstamo otorgado por el Banco Mundial, y que fue recibido por Francia, para celebrar la apertura del Centro de Visitantes

Elisa Liberatori Prati's picture
Esta página en: English | Français | العربية
Steel mill at Montataire. © World Bank
Planta siderúrgica en Montataire, Francia. © Banco Mundial

El 15 de noviembre de 2017, el Grupo Banco Mundial abrió las puertas de su nuevo Centro de Visitantes ubicado en 1776 Pennsylvania Avenue NW, en la ciudad de Washington (enfrente del edificio principal del Banco). En el Centro de Visitantes se presenta una amplia exposición sobre la historia del Grupo Banco Mundial y se ofrece al público una experiencia didáctica interactiva acerca de la labor y la misión institucionales.

Para celebrar la apertura del Centro de Visitantes y conmemorar el septuagésimo aniversario del primer préstamo otorgado por el Banco Mundial —el préstamo 0001 recibido por Francia para su proceso de reconstrucción tras la Segunda Guerra Mundial— los Archivos del Grupo Banco Mundial han digitalizado y divulgado los documentos relacionados con este préstamo inicial. La correspondencia y los memorandos sobre la negociación, la administración y el reembolso del préstamo otorgado en 1947 a Francia se pueden consultar ahora en el sitio web Proyectos y operaciones (i) del Banco Mundial junto con información adicional y otros recursos pertinentes.

La historia de Pierina: cómo un carné de identidad ayuda a una niña peruana a recuperar la audición

Ana Coyne Alonso's picture
© Daniel Silva Yoshisato

Miluska Pérez sabía que algo estaba mal con su bebé, Pierina, cuando mostró signos que no oía bien a una corta edad. “Empecé a preguntarme si ella podía escucharme o no”, cuenta Miluska.
 
Tras varios exámenes, Miluska se enteró que su hija sufría de una “sordera grave” y que un audífono no resolvería el problema. Los doctores le dijeron que la única solución sería un implante coclear que costaba USD 30 000. Para Miluska, que trabaja en turnos de noche como conserje en un restaurante de lujo en Lima (la capital del Perú), estas noticias fueron devastadoras. “Fue como un balde de agua fría”, dice. “No supe qué decir o hacer”.
 

Los seguros basados en índices tienen impacto en el desarrollo donde más se necesita

Ceyla Pazarbasioglu's picture
Esta página en: English | العربية | Français
Foto: Dasan Bobo, Banco Mundial.

Muchas poblaciones en el mundo son vulnerables a las crisis climáticas como sequías, inundaciones, lluvias irregulares y desastres naturales. Para estos países, ciudades y comunidades, los seguros basados en índices son una herramienta de gestión de riesgos fundamental que permite a las víctimas de tales crisis seguir teniendo acceso a financiamiento y aumentar su resiliencia frente a futuros riesgos. (i)
 
Los seguros basados en índices, o paramétricos, pagan beneficios sobre la base de un índice predeterminado en caso de pérdidas de activos e inversiones ocasionadas por fenómenos meteorológicos o catastróficos. En contraste, los seguros tradicionales se basan en evaluaciones de los daños reales. 

Superar la brecha entre las acciones humanitarias y de desarrollo en la respuesta para la hambruna

Franck Bousquet's picture
 UNICEF
Un grupo de personas espera para conseguir agua en un pozo proporcionado por UNICEF en el campamento Muna Dalti para desplazados internos, ubicado en Maiduguri en el estado de Borno (Nigeria), el jueves 2 de marzo de 2017.
Crédito: UNICEF.

La semana pasada representé al Grupo Banco Mundial en una sesión del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (ONU) (i) sobre la respuesta a la hambruna en Nigeria, Somalia, Sudán del Sur y Yemen. En estos cuatro países, más de 20 millones de personas padecerán hambre o estarán en peligro de ser afectadas por este problema en los próximos seis meses, y se necesitan medidas urgentes para evitar que la situación se agrave aún más.
 
El Consejo de Seguridad podría parecer un lugar poco usual para que esté presente una institución de desarrollo como el Banco Mundial, especialmente cuando se aborda una crisis humanitaria como la hambruna.

Un giro tecnológico de 360 grados

Brittany Walters's picture
Esta página en: English | Français | Русский
Para el Banco Mundial, los cambios en el panorama mundial constituyen un desafío en materia de desarrollo de innovaciones y soluciones que sirvan para abordar cuestiones acuciantes en los sectores de salud, educación y protección social. (Foto: Simone D. McCourtie).

La manera en que nos comunicamos, producimos y nos relacionamos con la tecnología evoluciona rápidamente.
 
Seguramente su reacción será: “dígame algo que no sepa”.

Es aquí donde aparece Benedict Evans, (i) un importante gurú tecnológico que trabaja en la empresa de capital de riesgo Andreessen Horowitz (“a16z”) (i) ubicada en Silicon Valley. Evans compartió ideas inspiradoras, y en cierto modo inquietantes, sobre cómo la tecnología modela nuestro mundo y sus efectos en la comunidad mundial que se dedica a la tarea del desarrollo. El experto ofreció recientemente una charla en el Banco Mundial titulada “Mobile is eating the world”, (i) y estas son algunas de las conclusiones principales:

¿Qué contiene un número? Desentrañar la crisis del desplazamiento forzado de 65 millones de personas

Xavier Devictor's picture
Esta página en: Français
También disponible en: English

(c) Dorte Verner
Regia, de Somalia, saluda a sus amigas y clientas en su tienda, ubicada en la calle principal del asentamiento de refugiados de Nakivale, en el suroeste de Uganda. © Dorte Verner

Hoy, en el Día Mundial de los Refugiados, se oye una vez más que el número de desplazados por la fuerza debido a los conflictos y las persecuciones aumentó a 65,6 millones a fines de 2016, según el último informe Global Trends (i) de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

Estas cifras han servido para llamar la atención sobre la gravedad de esta crisis, impulsando la adopción de medidas entre la comunidad mundial. Al mismo tiempo, estos números han provocado ansiedad entre muchos países anfitriones, en particular de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Al ocupar un lugar central en el debate político, estos números han planteado interrogantes sobre la capacidad de estos países para apoyar a todas las personas que huyen de conflictos, lo que a veces lleva al temor y a aumentar los sentimientos contra los refugiados.

¿Nos encontramos realmente en un “mundo nuevo” donde los movimientos demográficos tienen unas dimensiones nunca antes observadas y que exigen medidas extraordinarias para detener los flujos de personas? Para responder a esta pregunta, vale la pena mirar más de cerca los números.

Pages

Deje su comentario y únase a la conversación