Syndicate content

Malawi

“La pieza faltante”: una educación que integra a las personas con discapacidad

Charlotte McClain-Nhlapo's picture
También disponible en: English | Français
Un niño con el síndrome de Down mira su teléfono inteligente.
Foto: Thitiwat Samitinantana/Shutterstock.

En 2015, el mundo se comprometió a lograr el Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 4 para “garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos”. El ODS 4, además de una meta inspiradora, es un aspecto esencial para el bienestar de nuestras sociedades y economías, y para la calidad de vida de todas las personas.

Hoy, 65 millones de niños en edad escolar no van a la escuela, y cerca de la mitad de ellos son niños con discapacidades. Incluso los niños discapacitados que se matriculan tienen menos probabilidades de finalizar la escuela que otros niños. Según algunos cálculos, menos del 5 % de los niños con discapacidad se graduarán. Esto ha causado que solo el 3 % de adultos con discapacidades esté alfabetizado, y de manera increíble que solamente el 1 % de mujeres discapacitadas sepa leer y escribir.

La exclusión de los niños discapacitados se agrava por la percepción dominante de que la discapacidad es una desventaja, y las creencias que la escuela les sirve a los estudiantes con discapacidades para socializar y no para aprender. Negar a los niños discapacitados el derecho a la educación refuerza las actitudes y presunciones comúnmente sostenidas de que ellos tienen menos capacidad, colocándolos en una situación aún más desventajosa.

Colocar la salud y el empoderamiento de las mujeres en el centro del desarrollo

Kristalina Georgieva's picture
Esta página en: English | Français | 中文 | العربية
Registered nurses look after newborns at a maternity hospital in Freetown Sierra Leone. © Dominic Chavez/World Bank
Enfermeras cuidan a recién nacidos en un hospital de maternidad en Freetown, Sierra Leona.
© Dominic Chavez/Banco Mundial

La semana pasada, cuando se celebró el Día Mundial de la Población, pensé en la alegría que representan los niños y el derecho de las mujeres a decidir cuándo tener hijos. Es importante para las mujeres, pero también para la sociedad en conjunto. No puede existir desarrollo sostenible si las mujeres no están empoderadas, y no puede haber empoderamiento de las mujeres sin acceso a un conjunto amplio de servicios de salud materna y reproductiva. La planificación familiar es uno de esos servicios.

Nombrar un gabinete con igualdad de género es bueno para Canadá, pero no por los motivos que Ud. cree

Florence Kondylis's picture

También disponible en inglés

Recientemente, el nuevo primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, nombró un gabinete en el que el 50 % de los integrantes son mujeres. Al explicar sus elecciones, Trudeau declaró que era importante “presentar a Canadá un gabinete que se parezca a Canadá”, y “porque estamos en 2015”.

El anuncio tuvo una respuesta negativa considerable entre la prensa, llegando algunos medios de comunicación a dar a entender que la promoción de la diversidad no es buena para la gobernabilidad. Esta visión implica que si bien el nombramiento de mujeres y la incorporación de un equilibrio de género con cuestiones positivas para la diversidad del país, estas socavarían la calidad de la gestión de gobierno. Se podrían nombrar probablemente a muchos candidatos de sexo masculino que en el papel parecen tener más méritos que algunas de las personas designadas por Trudeau.

Sea más listo: ¡Ponga en su bolsillo un mundo de datos sobre el desarrollo!

Nagaraja Rao Harshadeep's picture
Muchas conversaciones de sobremesa y discusiones amistosas se dirigen hacia un vacío de datos: “El problema es grande… ¡muy grande!”. ¿Cuán grande exactamente? Lo más probable es que su amigo no tenga la menor idea.

A menudo se dice que vivimos en una nueva era de los datos. Instituciones como el Banco Mundial, los organismos de las Naciones Unidas, la NASA, la ESA, las universidades y otras nos han inundado con una abrumadora cantidad de nuevos datos obtenidos meticulosamente en los países y a partir de estudios, u observados por el número cada vez mayor de ojos que hay en el cielo. Tenemos herramientas modernas como teléfonos celulares, que son más poderosas que los antiguos servidores que yo utilizaba cuando era estudiante universitario. Usted puede estar en zonas rurales de Malawi y todavía tener acceso a una pasable red de datos 3G.

 
Open data for sustainable development

Se necesitan más puestos de trabajo para que la migración laboral sea una opción más segura para los jóvenes

Michael Boampong's picture
Esta página en: English | العربية | Français

Aproximadamente 27 millones de jóvenes emigran de su país de nacimiento para encontrar empleo en el extranjero. ¿Acaso esta tendencia sugiere que la migración puede ser una solución a la preocupante situación por la que el 60 % de los jóvenes de las regiones en desarrollo están desempleados, no estudian, o participan en el empleo irregular? De acuerdo con una serie de jefes de Estado, responsables de formular políticas y otras partes interesadas (como las agencias de contratación), la respuesta es afirmativa. En 2013, el Gobierno de Malawi llegó a acuerdos con varios países para “exportar” su mano de obra joven, en un intento por crear nuevas oportunidades de empleo para su población de jóvenes en el extranjero. En otra parte, en algunos países de Asia meridional, empresas del sector privado contratan a jóvenes desempleados para trabajar en otros países.
 
La migración laboral puede exponer a los jóvenes a mejores oportunidades, incluyendo el acceso a un trabajo digno. Por ejemplo, Thomas, un joven trabajador migrante de Ghana que vive en Canadá, comentó: “La migración ha sido beneficiosa para mí; he aprendido nuevas competencias profesionales, el salario es bueno, y puedo tener un nivel de vida decente aquí y enviar algo de dinero a mis familiares en Ghana”.

Deje su comentario y únase a la conversación