Syndicate content

Viet Nam

La identificación como elemento central para el desarrollo: ¿qué pueden aprender otros países del Perú?

Samia Melhem's picture
Esta página en: English | العربية | Français
© World Bank
Juan y sus hermanas muestran orgullosos sus identificaciones. © Daniel Silva Yoshisato/Banco Mundial

El Perú ha puesto tanto énfasis en la importancia de la identificación que ha creado un museo dedicado al tema. El “Museo de la Identificación” ubicado en Lima muestra a los visitantes la importancia de la identidad en la historia del país. De hecho, los incas, siglos antes de que llegaran los europeos, hacían un seguimiento de la población mediante el uso del "quipu", un sistema de contabilidad basado en cuerdas, en las que cada nudo denotaba un pueblo o comunidad.
 
El país ha priorizado la identificación, y la singularidad de cada persona, desde mucho antes de que los Objetivos de Desarrollo Sostenible hicieran de la “identidad jurídica para todos, en particular mediante el registro de nacimientos”, una prioridad mundial (meta 9 del ODS 16).

¿Las mujeres trabajan detrás del volante? No en todas partes … aún

Katrin Schulz's picture
También disponible en: English



A partir de este mes, unos 9 millones de mujeres (i) podrán conducir vehículos en Arabia Saudita, luego del histórico anuncio efectuado en septiembre del año pasado por el que se levantó la prohibición de manejar a las mujeres. A menudo, la atención internacional se ha centrado en la prohibición de conducir a las mujeres en ese país, pero se suele pasar por alto el hecho de que en varios otros países las mujeres están legalmente inhabilitadas para trabajar como conductoras en ciertas circunstancias. En el informe Mujer, Empresa y el Derecho 2018 (PDF) publicado recientemente por el Banco Mundial se señala que en 19 países existe una restricción legal al empleo de mujeres en el sector de transporte en las mismas condiciones que los hombres

“La pieza faltante”: una educación que integra a las personas con discapacidad

Charlotte McClain-Nhlapo's picture
También disponible en: English | Français
Un niño con el síndrome de Down mira su teléfono inteligente.
Foto: Thitiwat Samitinantana/Shutterstock.

En 2015, el mundo se comprometió a lograr el Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 4 para “garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos”. El ODS 4, además de una meta inspiradora, es un aspecto esencial para el bienestar de nuestras sociedades y economías, y para la calidad de vida de todas las personas.

Hoy, 65 millones de niños en edad escolar no van a la escuela, y cerca de la mitad de ellos son niños con discapacidades. Incluso los niños discapacitados que se matriculan tienen menos probabilidades de finalizar la escuela que otros niños. Según algunos cálculos, menos del 5 % de los niños con discapacidad se graduarán. Esto ha causado que solo el 3 % de adultos con discapacidades esté alfabetizado, y de manera increíble que solamente el 1 % de mujeres discapacitadas sepa leer y escribir.

La exclusión de los niños discapacitados se agrava por la percepción dominante de que la discapacidad es una desventaja, y las creencias que la escuela les sirve a los estudiantes con discapacidades para socializar y no para aprender. Negar a los niños discapacitados el derecho a la educación refuerza las actitudes y presunciones comúnmente sostenidas de que ellos tienen menos capacidad, colocándolos en una situación aún más desventajosa.

En cifras: la importancia de los manglares en la protección de las zonas costeras

Michael W. Beck's picture
Esta página en: English | العربية | Français
© Ursula Meissner/The Nature Conservancy
© Ursula Meissner/The Nature Conservancy

La temporada de huracanes en el Atlántico norte comienza oficialmente el 1 de junio, y se pronostica que las tormentas serán de nuevo peores que los promedios anteriores. Esto sería malo, ya que 2017 fue el año más costoso en la historia en términos de los daños causados por las tormentas en las zonas costeras. Las comunidades y los países en todo el Caribe y el sureste de Estados Unidos fueron los más afectados. Para reducir estos riesgos, es esencial tener soluciones en materia de resiliencia.

Existe cada vez más evidencia, aunque en gran medida anecdótica, que los manglares y otros hábitats costeros pueden cumplir una función importante en la defensa de los litorales. Sin embargo, ha sido difícil convencer a la mayoría de los Gobiernos y las empresas (p. ej., compañías aseguradoras, hoteles) para que inviertan en estas defensas naturales dada la carencia de evaluaciones rigurosas acerca de estos beneficios.

A cuatro meses de París: Se renueva la urgencia sobre las medidas y el financiamiento para el clima

Donna Barne's picture
Esta página en: English | Français | العربية

World Bank Group President Jim Yong Kim speaks with Ségolène Royal, France’s Minister of Ecology, Sustainable Development and Energy, and Mark Carney, the governor of the Bank of England and chairman of the G20’s Financial Stability Board. © Dominic Chavez/World Bank

El mundo debe actuar con rapidez para cumplir las promesas del acuerdo sobre el cambio climático alcanzado en París hace cuatro meses y acelerar el crecimiento con bajos niveles de emisiones de carbono, dijo el presidente del Grupo Banco Mundial, Jim Yong Kim, durante la jornada de apertura de las Reuniones de Primavera.

Más de 190 países se reunieron en diciembre pasado para confirmar sus compromisos de hacer cuanto esté en sus manos para detener el calentamiento global. El resultado fue un acuerdo sin precedentes de mantener las temperaturas mundiales por debajo de los 2 °C por encima de los registros de la era preindustrial, con el fin de limitar el calentamiento a 1,5 °C.

El camino hacia un futuro más ecológico

Jonathan Coony's picture

También disponible en English


La pregunta fundamental en el periodo previo a la Conferencia de las Partes (COP 21) sobre el cambio climático es: ¿dónde encontraremos las soluciones sobre el terreno —y las personas que las pondrán en práctica— para hacer realidad los nuevos objetivos en materia de políticas relacionados con el clima?

Un camino hacia un futuro “más ecológico” podría cruzar a través de Kikuyu Road en Nairobi, Kenya. En este lugar, Peter Chege dirige Hydroponics Kenya, una empresa pequeña pero en crecimiento, que está aumentando las nuevas soluciones agrícolas para los mercados locales. Sus sistemas permiten que los agricultores cultiven plantas sin la necesidad de usar suelo agrícola y consumen una cantidad de agua un 80 % menor que la agricultura tradicional. Estas técnicas sostenibles mejoran la capacidad de adaptación al clima y, al mismo tiempo, crean empleos a nivel local y fomentan la inversión a nivel regional.

Sea más listo: ¡Ponga en su bolsillo un mundo de datos sobre el desarrollo!

Nagaraja Rao Harshadeep's picture
Muchas conversaciones de sobremesa y discusiones amistosas se dirigen hacia un vacío de datos: “El problema es grande… ¡muy grande!”. ¿Cuán grande exactamente? Lo más probable es que su amigo no tenga la menor idea.

A menudo se dice que vivimos en una nueva era de los datos. Instituciones como el Banco Mundial, los organismos de las Naciones Unidas, la NASA, la ESA, las universidades y otras nos han inundado con una abrumadora cantidad de nuevos datos obtenidos meticulosamente en los países y a partir de estudios, u observados por el número cada vez mayor de ojos que hay en el cielo. Tenemos herramientas modernas como teléfonos celulares, que son más poderosas que los antiguos servidores que yo utilizaba cuando era estudiante universitario. Usted puede estar en zonas rurales de Malawi y todavía tener acceso a una pasable red de datos 3G.

 
Open data for sustainable development

Las medidas relacionadas con el clima no requieren hacer sacrificios económicos

Rachel Kyte's picture
Esta página en: Français

También disponible en: English


Hace más de dos décadas, el mundo acordó que era necesario enfrentar el cambio climático.
 
La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) surgió en 1992, generando una variedad de foros de negociación con el objetivo de prevenir los efectos catastróficos del calentamiento del planeta provocado principalmente por sociedades que contaminan.
 
Es fácil pasar por alto los avances que se han producido desde entonces, porque todavía tenemos un largo camino por recorrer. Las sequías, las inundaciones y los ciclones que ya parecen ser lo normal son solo las advertencias más recientes de lo que viene, y prevenir males peores requiere medidas inmediatas y enérgicas para reducir drásticamente las emisiones de gases de efecto invernadero.

Los recursos hídricos se encuentran en un momento crítico

Junaid Kamal Ahmad's picture
Esta página en: العربية | Français
También en: Inglés


Entre los asuntos mundiales, el sector del agua está llegando a un momento crítico. Durante las próximas dos décadas, los esfuerzos en el mundo encaminados a lograr la seguridad alimentaria y energética y la urbanización sostenible crearán una demanda sin precedentes de agua.

Nuestro mundo es un mundo donde los sectores de la agricultura y de la energía necesitan agua y compiten con las necesidades de recursos hídricos de las ciudades. Al mismo tiempo, el cambio climático puede potencialmente empeorar la situación al aumentar el estrés por la escasez de agua así como también los fenómenos meteorológicos extremos. Por lo tanto, el vínculo entre el agua y el clima ya no puede ser más un tema secundario en las conversaciones mundiales sobre el clima. Todo esto está ocurriendo mientras el importante esfuerzo por alcanzar el acceso universal a los servicios de agua y saneamiento —a pesar de los impresionantes avances en las últimas décadas— sigue siendo un programa inconcluso.

Pages

Deje su comentario y únase a la conversación