Syndicate content

América Latina y el Caribe

La fe, el Grupo Banco Mundial y el fin de la pobreza

Donna Barne's picture
Esta página en: English | Français | العربية
More than 30 leaders of faith-based organizations expressed support for ending extreme poverty by 2030.


El Grupo Banco Mundial y las organizaciones confesionales tienen algo en común: luchar contra la pobreza. Ahora, están uniendo fuerzas para hacerlo. Más de 30 líderes, que representan a organizaciones budistas, musulmanas, cristianas, judías, del sijismo y de la fe bahaí expresaron formalmente su apoyo al fin de la pobreza en 2030, un objetivo respaldado por los 188 países miembros del Grupo Banco Mundial.

Su declaración conjunta “Poner fin a la pobreza extrema: Un imperativo moral y espiritual”, (i) dada a conocer el 9 de abril, pidió poner fin al “escándalo de la pobreza extrema” y en el documento dijeron que usarían su “influencia para instar  y retar a otros a que se nos unan en esta causa apremiante, inspirados por nuestros valores espirituales más profundos”. Añadieron que se comprometerían a garantizar que en “todos los niveles de liderazgo —público y privado, nacional e internacional— se rindan cuentas por los actos realizados”.

Cinco razones para actuar ahora y acabar con la contaminación

Paula Caballero's picture
¿Sabía que alrededor de 3,7 millones de personas fallecieron en 2012 en el mundo a raíz de enfermedades relacionadas con la contaminación atmosférica ambiental? Esta cantidad, que  es casi la población de la ciudad de Los Ángeles, son las personas que mueren cada año debido a causas que se pueden prevenir.

Cuando se combinan las muertes por smog con los decesos relacionados con la exposición al aire sucio en el interior de las viviendas, los suelos contaminados y el agua no potable, el total de muertos provocados por todas las fuentes de contaminación sube a casi 9 millones anuales en todo el mundo. (i) Eso es más de 1 de cada 7 muertes, lo cual convierte a la contaminación atmosférica en un problema más mortífero que la malnutrición.

 
Photo via Shutterstock


Este hecho debería ser más conocido, ya que hay soluciones disponibles. La inacción no es una alternativa.


 

Música de Mozart cautiva al Banco Mundial y al FMI

Patrick Kabanda's picture
Esta página en: العربية | Français

Algo curioso ocurrió hace poco en las sedes del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional (FMI) en la ciudad de Washington. Nada menos que la música de Mozart se apoderó de las dos instituciones. El compositor austríaco del siglo XVIII emergió con su Gran Misa en do menor, K. 427, envolviendo los modernos pasillos de acero y cristal del Banco y del FMI. El resultado fue un sonido majestuoso y glorioso, en el nombre del desarrollo.
 
Este ambicioso proyecto, que involucró al Coro del Banco Mundial y del FMI, (i) una orquesta y dos solistas, te podría hacer pensar qué están haciendo los “banqueros mundiales” con ese tipo de música. ¿Por qué será? Clay Wescott, el presidente del coro, al introducir las presentaciones dio la siguiente respuesta: “Apreciar la cultura en todas sus diversas formas es central para conseguir los objetivos del Banco de poner fin a la pobreza extrema en el curso de una generación e impulsar la prosperidad compartida”, dijo.

¿Qué es un Estado frágil?

Anne-Lise Klausen's picture
Esta página en: العربية | Français
 
ما هي الدولة الهشة؟

 

De manera similar a la ocurrencia de Tolstoy en el sentido de que cada “familia infeliz es infeliz a su manera”, un Estado frágil es frágil a su propio modo (vea este informe, (i) de Michael Woolcock del Banco Mundial, para obtener más información). Por lo tanto, a menudo es poco útil reducir la definición de “fragilidad” a listas o indicadores estáticos y estandarizados; al hacerlo, no vemos las complejidades y los matices de la fragilidad en algunas situaciones, y se nos escapan por completo otras situaciones frágiles.

Últimos datos muestran el crecimiento y los desafíos de la participación privada en proyectos de infraestructura

Clive Harris's picture

 

Participación privada en proyectos de infraestructura
Participación privada en proyectos de infraestructura.


Los compromisos de inversión en proyectos de infraestructura con participación privada bajaron un 24 % en 2013 con respecto al año anterior. Debería ser una buena noticia que la información del primer semestre de 2014 –publicada recientemente en la base de datos sobre participación privada en infraestructura (PPI, por sus siglas en inglés) (i) del Grupo Banco Mundial, que cubre los sectores de energía, agua y saneamiento, y transporte– muestre un aumento de un 23 % en comparación con el primer semestre de 2013, con inversiones por un monto total de US$51 200 millones.

Sin embargo, una mirada de cerca (i) revela que este crecimiento se debe en gran medida a los compromisos en América Latina y el Caribe, y más concretamente en Brasil. De hecho, sin incluir a este país, el total de la inversión privada en infraestructura disminuye a US$21 900 millones, o sea, un 32 % más bajo que en el primer semestre de 2013. Durante el primer semestre de 2014, Brasil dominó el panorama de las inversiones con un monto de US$29 200 millones, equivalente al 57 % del total mundial.

Luchar contra el cambio climático por nuestros hijos

Jim Yong Kim's picture
Esta página en: English | العربية | Français | 中文
Niños en Bután. © Curt Carnemark / Banco Mundial

Si tiene hijos o nietos, probablemente se ha preguntado cómo será el mundo para ellos en 20 o 30 años. ¿Será un lugar mejor? ¿El cambio climático modificará drásticamente sus vidas?

Es algo en lo que he pensado mucho desde que me convertí en presidente del Grupo Banco Mundial en julio de 2012. Durante los primeros meses en el cargo, recibí información acerca de un próximo informe sobre el cambio climático, (i) y los resultados me sorprendieron. Supe entonces que luchar contra el cambio climático (i) sería una de mis prioridades como directivo de una institución de desarrollo, cuya misión es poner fin a la pobreza extrema para 2030 e impulsar la prosperidad compartida. Si no comenzamos a controlar el cambio climático, no podremos cumplir la misión de acabar con la pobreza.

Lo que el ébola enseñó al mundo un año después

Jim Yong Kim's picture
Esta página en: English | 中文 | العربية | Français
Beatrice Yardolo survived Ebola but lost three children to the disease. © Dominic Chavez/World Bank
Beatrice Yardolo sobrevivió al ébola, pero la enfermedad le arrebató tres hijos.
© Dominic Chavez/Banco Mundial

El 5 de marzo, los médicos liberianos dieron de alta del hospital a la profesora de inglés Beatrice Yardolo, con la esperanza de que fuera su última paciente con ébola. Desafortunadamente, el viernes pasado a otra persona en Liberia se le detectó la enfermedad, que ha causado más de 10 000 muertos en África occidental.
 
Esta mala noticia nos recordó que el mundo debe permanecer atento y que debemos insistir en llegar a cero casos de ébola en todos los lugares. Además, tenemos que apoyar a Guinea, (i) Liberia, (i) y Sierra Leona (i) en sus esfuerzos por reconstruir y mejorar sus sistemas de salud para prevenir una próxima epidemia.

Inclusión financiera: Un trampolín hacia la prosperidad

Sri Mulyani Indrawati's picture
Esta página en: English | 中文 | العربية | Français

In Pakistan, Salma Riaz, right, shows Saba Bibi how to use her new cell phone to receive payments. © Muzammil Pasha/World BankUnos 2500 millones de personas no tienen acceso a servicios financieros formales en el mundo, lo cual incluye al 80 % de los pobres, es decir aquellos que viven con menos de US$2 al día. Las pequeñas empresas también se ven perjudicadas ya que hasta 200 millones de ellas declaran que carecen del financiamiento que necesitan para prosperar.
 
Esta es la razón por la cual nosotros en el Banco Mundial queremos que los hombres y las mujeres en todo el mundo tengan acceso a una cuenta bancaria o a un dispositivo, como un teléfono móvil, que les permita guardar dinero así como enviar y recibir pagos. Se trata de un elemento fundamental para que las personas manejen sus vidas financieras. 

Uso de las TIC en la preparación para desastres y la recuperación de las comunidades

Keiko Saito's picture
Esta página en: English | العربية | Français
Viewing Yuriage before the tsunami using augmented reality glasses. Code for Resilience


Esta semana, en una visita a Yuriage en la zona costera de Japón, Teerayut Horanont observó usando anteojos el paisaje tranquilo que da paso al Océano Pacífico. Sin embargo, no se limitó a dicha vista, sino que vio la ciudad que alguna vez prosperó en tal lugar.

Una herramienta de realidad aumentada puesta en las gafas permite observar cómo era la zona antes del Gran Terremoto del Este de Japón de 2011 y el tsunami que devastó Yuriage y muchas otras comunidades costeras japonesas.

“Visualizar Yuriage antes del tsunami deja muy claro cuán catastrófico fue este para la zona. Sin los anteojos, sería difícil comprender la magnitud de los impactos, ya que ahora parece que aquí nunca hubo nada”, dijo Horanont, quien es un profesor asistente del Instituto Internacional de Tecnología Sirindhorn de la Universidad de Thammasat de Tailandia.

La preparación para los desastres puede ayudar a salvar vidas y ahorrar dinero

Jim Yong Kim's picture
Esta página en: English | Français | العربية
Tropical Cyclone Pam, a Category 5 storm, ripped through the island nation of Vanuatu on March 13 and 14. © UNICEF
El ciclón tropical Pam golpeó la isla de Vanuatu el 13-14 de marzo. © UNICEF
Sendai, Japón. Si no contamos con una mejor preparación para los desastres, como terremotos o maremotos, fenómenos meteorológicos extremos, o futuras pandemias, estamos poniendo en riesgo las vidas de las personas y el desarrollo económico. Tampoco podremos convertirnos en la primera generación en la historia de la humanidad que acabe con la pobreza extrema.
 
Hace apenas unos días, el mundo volvió a experimentar la vulnerabilidad ante los desastres, después de que el ciclón tropical Pam, una de las tormentas más poderosas que haya tocado tierra, devastó las islas de Vanuatu. Algunos informes concluyeron que hasta un 90 % de las viviendas sufrió graves daños en Port Vila. Durante el paso de la tormenta, estaba en Sendai participando en la Conferencia Mundial de las Naciones Unidas sobre la Reducción del Riesgo de Desastres, que se celebró pocos días después del cuarto aniversario del Gran Terremoto del Este de Japón de 2011. Ese sismo y el posterior tsunami causaron la muerte de 15 000 personas y daños por un monto estimado de US$300 000 millones.

Pages