Syndicate content

Mundo

Una inversión que puede hacer habitables las ciudades insalubres y combatir el cambio climático

Rachel Kyte's picture
Esta página en: Français | 中文 | Русский
Este blog también se puede leer en : English | العربية

Le système de bus rapide de Guangzhou a réduit le trafic et les temps de trajet. Benjamin Arki/Banque mondialeLa rápida urbanización mundial –se prevé que en 2050 el 70% de la población habitará en ciudades– hace cada vez más crítico contar con un transporte seguro, limpio y eficiente. El acceso a mejores puestos de trabajo, escuelas y clínicas brinda a los pobres un camino para salir de la pobreza y lograr una mayor prosperidad.
 
Pero el transporte tal como lo conocemos hoy en día, con calles atestadas de automóviles, camiones y gases, es también una amenaza. El tránsito, los accidentes y la contaminación conducen a la pérdida de productividad. El sector del transporte es responsable también del 20% de todas las emisiones de CO2 relacionadas con la energía, que crecen a razón de 1,7% anual desde el año 2000, contribuyendo a los crecientes peligros que representa el cambio climático. Existen cadenas de suministro y combustibles ineficientes, y una cultura que promueve el uso del automóvil, que conllevan congestión, pérdida de productividad y accidentes fatales. Según el informe Global Burden of Disease (Carga mundial de la morbilidad), (i)  la contaminación atmosférica urbana agravada por el tránsito vehicular causa unos 3 millones de muertes al año, (i) y el carbono negro  que contiene está contribuyendo al cambio climático.
 
 

Financiamiento para abordar el cambio climático puede ayudar a crear un futuro con bajas emisiones de carbono y capacidad de adaptación

Rachel Kyte's picture

La semana pasada, cuando el enorme tifón Haiyan destruyó casas y ciudades y cobró miles de vidas en Filipinas, pudimos ver lo que será nuestro futuro en que habrá eventos climáticos más extremos.

Los científicos han advertido durante años que el calentamiento del planeta hará que el clima sea cada vez más severo y devastador. Esta certeza de los expertos ha hecho que el cambio climático se incorpore en la planificación, y el impacto lo podemos ver ahora con nuestros propios ojos. Este nivel de daños, con millones de personas afectadas, será cada vez más frecuente a menos que hagamos algo al respecto rápidamente.

Los negociadores de todo el mundo están aquí en Varsovia, con ocasión de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Clima para analizar los factores que pueden impulsar medidas a nivel mundial.
No es demasiado complicado. Tenemos que determinar los precios adecuados, lograr que el financiamiento circule y trabajar donde más importa. Sin embargo, cada una de estas acciones requerirá voluntad política para poner nuestra ambición colectiva en una justa medida, por el bien de nosotros y de las personas de  Filipinas y las Islas del Pacífico, y las costas bajas de África y el Caribe que están directamente en peligro.

Cabras y papayas: Un caso de agricultura con un enfoque climáticamente inteligente en Kenya

Rachel Kyte's picture
​​ Johm Obuom, agricultor John Obuom y Poline Achieng’ Omondi están hablando de sus cabras a unos visitantes, entre los que estoy yo. Ellos cuentan  que cruzar a las cabras locales con las cabras Gala permite tener animales más grandes, y que si se cruzan borregos rojos Massai con los borregos locales, se mejora la tolerancia al calor y la resistencia a los parásitos de esos animales. Esto da como resultado que el  ingreso familiar aumente dramáticamente. Las cabras locales cuestan en los mercados una cifra equivalente a US$20; estos ejemplares mejorados pueden valer hasta US$80 o US$90. Las cabras de la granja de Obuom son notablemente robustas y grandes para su edad.
 
Pero ese no es el único beneficio de las técnicas con un enfoque climáticamente inteligente descritas por John. También, la producción de leche se ha triplicado, dejando bastante cantidad para la familia y mucho excedente para vender; las inundaciones y los estanques de agua de lluvia reducen la erosión y proporcionan agua durante todo el año para riego; cosechas de maíz mejoradas han aumentado la productividad y la resistencia a enfermedades, y la rotación de cultivos de árboles de papaya y de otros alimentos maximiza el uso del suelo y permite que las ganancias aumenten más del doble. Un pequeño bosque proporciona ingresos y fertiliza el suelo.

¡Se puede hacer más! Algunas reflexiones sobre una "libreta de calificaciones" para el aprendizaje en el mundo

Marguerite Clarke's picture


Recientemente encontré una libreta de calificaciones de cuando estudié en la escuela secundaria en Irlanda. Fue muy interesante. Mi progreso en materias tan diversas como matemáticas, canto, lengua irlandesa y educación física era dado a conocer a través de notas y comentarios. Algunos profesores informaban poco sobre mi aprendizaje. Otros entraban en detalles. Quedé impresionada por el número de áreas en las que se habían evaluado mis avances (no tanto por mi falta de habilidad para el canto, lo que, evidentemente, quedó a la vista desde el principio).

¿Cómo podemos reducir la desigualdad de los ingresos altos?

Augusto Lopez-Claros's picture

Hay muchas maneras de pensar en la desigualdad de ingresos. Uno puede, por ejemplo, considerarla dentro de los límites de un determinado país y preguntar cómo se distribuye el ingreso hoy entre los 198 millones de ciudadanos de Brasil. También es posible mirar el ingreso promedio per cápita de todos los países del mundo (o de una región del mundo) y preguntar: ¿cuán desiguales son las diferencias de ingresos entre los países en un momento determinado en el tiempo? Podemos pensar en esto como desigualdad internacional. Uno también se puede abstraer de los límites nacionales y de los conceptos de ciudadanía, ver el mundo como una familia humana, y preguntar: ¿cómo se distribuye la renta entre sus 7000 millones de personas? A esto se lo puede llamar la desigualdad global de los ingresos.

Cinco pasos para mejorar educación y perspectivas de empleo de las niñas

Mattias Lundberg's picture
Esta página en: Français


¿Qué es lo primero que le viene a la mente cuando piensa en la educación de las niñas? Es muy posible que recuerde a una que conoce en particular que no pudo ir a la escuela primaria. O tal vez visualice una de esas grandes fotos de niñas sonrientes y estudiosas que asisten a la educación básica en un país en desarrollo gracias a un proyecto o programa.

Ambas imágenes son correctas, pero solo representan una parte pequeña de la historia. 

Medios sociales en el Banco Mundial: ¿Qué puedo comprar con #1dolar?

Liana Pistell's picture

Imagine que solo tiene US$1 en su bolsillo. ¿En qué lo gastaría? ¿En comida? ¿Electricidad? ¿Combustible? ¿Alojamiento? Más de 1.000 millones de personas viven en la extrema pobreza, con menos de US$1,25 diarios. (i) El presidente del Grupo del Banco Mundial, Jim Yong Kim, ha llamado a esto “la cuestión moral definitoria de nuestro tiempo” y ha desafiado a los líderes mundiales a comprometerse a acabar con la extrema pobreza a más tardar en 2030. 

Si está de acuerdo en que podemos terminar con la pobreza en 2030, únase a otros para decirles a los líderes mundiales que acabar con la extrema pobreza es un objetivo compartido por todos, en todas partes. 

Cómo puede unirse a la lucha para poner fin a la pobreza:

Un desarrollo mundial ágil: El uso de la tecnología en la lucha contra la pobreza

Chris Vein's picture
Esta página en: English | العربية | Français

¿Qué herramientas y tácticas deben usar los asociados en el desarrollo en el esfuerzo mundial para acabar con la pobreza extrema y promover una prosperidad compartida? El presidente Jim Yong Kim  señaló que la próxima frontera para el Grupo del Banco Mundial incluirá un fuerte enfoque en una entrega consistente, para garantizar que los bienes y los servicios lleguen a los beneficiarios previstos incluso en las condiciones más difíciles. ¿Cómo podemos solucionar los problemas de entrega que contribuyen a una elevada y creciente desigualdad global?

Como en otros sectores, la entrega coherente en el desarrollo requiere proporcionar a los líderes que están a la vanguardia el mejor conocimiento disponible sobre lo que funciona, pero al mismo tiempo haciéndolos responsables de generar datos sobre el desempeño, y después usar esta información para adaptar sus enfoques a las realidades locales.

Reuniones Anuales 2013: Guía de webcasts

Donna Barne's picture
Esta página en: English | العربية | Français | 中文

Reuniones Anuales 2013
La economía mundial, el cambio climático y una nueva estrategia del Grupo del Banco Mundial para combatir la extrema pobreza serán temas candentes la próxima semana, cuando se reúnan cerca de 10.000 delegados, periodistas y representantes de la sociedad civil en el marco de las Reuniones Anuales del Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional (FMI). Pero no será necesario que usted esté en la ciudad de Washington para seguir los 38 eventos del Grupo del Banco Mundial que serán transmitidos del 8 al 12 de octubre. Habrá varios blogs y tuiteos en vivo en múltiples idiomas. También puede seguir la conversación vía Twitter @BancoMundial con #wblive y otras etiquetas (hashtags) relacionadas con dichas actividades. Hemos recopilado una muestra de eventos y etiquetas a continuación. Vea el calendario completo o descargue la primera aplicación de las Reuniones Anuales para dispositivos Apple (i) y teléfonos inteligentes Android. (i)
 

El poder de las remesas de los migrantes

Dilip Ratha's picture
Esta página en: Русский | Français

Se espera que el mundo en desarrollo reciba  US$414.000 millones en concepto de remesas en 2013, un aumento del 6,3% respecto del año anterior, y que esta cifra ascienda a US$540.000 millones en 2016.

India y China representarán casi un tercio del total de las transferencias hacia los países en desarrollo este año. En India, las remesas son mayores que los ingresos provenientes de las exportaciones de tecnología de la información.

A nivel mundial, se estima que los 232 millones de migrantes internacionales envíen unos US$550.000 millones este año, y más de US$700.000 millones en 2016, según la última edición de la Reseña sobre migración y desarrollo del Banco Mundial. (i)
 

Pages