Syndicate content

obesidad

¿El desempleo es negativo para su salud?

Patricio V. Marquez's picture
Esta página en: العربية | Français


Los medios de comunicación han divulgado en el último tiempo que la economía de Estados Unidos continúa creciendo, y que se está contratando a más personas cada mes, lo cual ha producido una baja en la tasa de desempleo a 5,6 %, un nivel no visto desde fines de la década de 1990. Desafortunadamente, en ciertas partes del mundo, se sigue sintiendo el impacto negativo de la gran recesión de 2008. En algunos países de la Unión Europea, el desempleo permanece históricamente alto, especialmente entre los adultos jóvenes; en España y Grecia, por ejemplo, llega a alrededor de 25 %.

Altos precios de los alimentos y epidemia mundial de obesidad

José Cuesta's picture

Disponible en: English

Hoy en día, sabemos que tener sobrepeso o ser obeso son los principales factores de riesgo para la diabetes, las enfermedades cardiovasculares, la hipertensión y la muerte prematura.

Constantemente se nos recuerda que los comportamientos personales, influenciados por la cultura y el estilo de vida, además de nuestro desarrollo metabólico, contribuyen al sobrepeso o la obesidad. En el informe Alerta sobre precios de los alimentos de marzo de 2013, nos preguntamos cómo otro factor podría influir potencialmente en la epidemia mundial de obesidad: los altos precios de los alimentos.

Pero primero, hagamos una rápida prueba. Con el fin de determinar si tenemos sobrepeso o no, muchos de nosotros controlamos nuestro peso habitualmente e incluso hemos calculado nuestro Índice de Masa Corporal: la proporción entre el peso corporal en kilogramos con el cuadrado de la estatura en metros. Sin embargo, hay algunos hechos sorprendentes sobre el exceso de peso que tal vez no sepa.