Syndicate content

Cinco nuevas percepciones sobre cómo la agricultura puede ayudar a reducir la pobreza

Luc Christiaensen's picture
A Cambodian farmer
Agricultor camboyano. Fotografía: Chor Sokunthea/Banco Mundial

La idea de que un sector agrícola productivo es fundamental para la creación de empleo y la reducción de la pobreza es ahora ampliamente compartida en la comunidad dedicada a la tarea del desarrollo. Sin embargo, esto no ha sido siempre así. Con anterioridad a la crisis mundial de los precios de los alimentos de 2008, muchos profesionales del desarrollo, funcionarios públicos y economistas dudaban de que la agricultura aún pudiera cumplir esa función, sobre todo en África. El pesimismo en torno a la agricultura se había instalado en las décadas de 1990 y 2000, acompañado de una disminución tanto de la atención prestada a las políticas agrarias como de la inversión agrícola. Las alzas de los precios de los alimentos ocurridas en 2008 pusieron de manifiesto la necesidad de tomar más medidas para fortalecer la agricultura en los países en desarrollo.

En la actualidad, los precios mundiales de los alimentos siguen siendo 70 % más altos que antes de la crisis (40 % a 50 % en términos reales) y el entorno comercial y de políticas es mucho más favorable a la agricultura. Sin embargo, en África, los ingresos también han aumentado, la pobreza ha disminuido (i) y los países están más urbanizados. Por lo tanto, ¿cuál es hoy el papel de la agricultura para reducir la pobreza?, y ¿la inclinación favorable hacia la agricultura que se ha observado en los últimos años está también respaldada por los datos empíricos más recientes?

En los ocho trabajos incluidos en la edición especial de World Development (de próxima aparición) (i) se presentan las evidencias más recientes. Mediante el uso de diversas técnicas analíticas (derivaciones teóricas, modelo de equilibrio general computable [EGC], econometría), se confirma la permanente importancia del desarrollo agrícola para reducir la pobreza. Los trabajos también agregan importantes matices. Las siguientes son cinco conclusiones (i) de esta edición especial.

El crecimiento en el sector agrícola continúa reduciendo la pobreza en mayor medida que el crecimiento en otros sectores

En el sector agrícola, el crecimiento sigue siendo, en general, dos a tres veces más eficaz en reducir la pobreza que un crecimiento equivalente generado en otros sectores. Esta proposición es válida independientemente del método empírico o de los indicadores de pobreza empleados para hacer los cálculos, y coincide con las conclusiones señaladas hasta ahora en la literatura. (i)

Los más pobres son los más beneficiados con el crecimiento agrícola

Los efectos de la agricultura en la reducción de la pobreza son mayores entre las personas más pobres de la sociedad y la ventaja del crecimiento agrícola sobre el crecimiento no agrícola en la reducción de la pobreza a la larga va desapareciendo a medida que los países se vuelven más ricos (véase el gráfico). Además, mientras más bajas son las tasas de alfabetismo, mayor es la progresividad del efecto reductor de la pobreza que tiene el crecimiento agrícola en comparación con el crecimiento no agrícola. Esto respalda la atención que se presta actualmente a la agricultura en las políticas para África y Asia meridional, regiones que en conjunto hoy albergan a más del 80 % de la población extremadamente pobre de todo el mundo.

Simulación de la variación de la pobreza a partir de un aumento de la productividad sectorial del 1 % del producto interno bruto (PIB) (simulaciones para un solo país) con diferentes niveles de PIB per cápita. Fuente: Ivanic y Martin (2018). (i)

La ventaja comparativa de la agricultura no se limita a los países sin litoral

Cuán comerciables son los productos alimentarios (y no alimentarios) que experimentan el aumento de la productividad es un aspecto importante que se debe considerar a la hora de determinar la reducción de la pobreza atribuida al crecimiento del sector de que se trate. Ello influye en cuánto pueden disminuir los precios y, por lo tanto, en cuánto pueden beneficiarse los productores y los consumidores. Simulaciones de un modelo de EGC de alrededor de 300 000 hogares de 31 países indican que la ventaja de la agricultura se mantiene, independientemente de si el producto alimentario se considera comerciable o no. El crecimiento agrícola parece ser prioritario para la reducción de la pobreza en las economías tanto costeras como sin litoral.

Sin embargo, la ventaja de la agricultura sobre los sectores no agrícolas varía según los subsectores de estos últimos

Los efectos de los subsectores no agrícolas en la reducción de la pobreza son muy heterogéneos. Las elasticidades de la pobreza en relación con el crecimiento en el comercio y los servicios de transporte son más cercanas a las de la agricultura, y las correspondientes a las manufacturas —en especial, la elaboración de productos agrícolas— en algunos casos pueden incluso superarlas. En cambio, los efectos de la minería, las finanzas y los servicios empresariales y gubernamentales en la reducción de la pobreza son mucho más limitados. El crecimiento de la productividad del comercio y los servicios de transporte puede tener una relación directa con los pobres, pero también una relación indirecta, por ejemplo, al reducir los costos de transacción de los productos comercializados. Esto es especialmente beneficioso en los sectores con márgenes más altos, como la agricultura y los alimentos.

Las ventajas de la agricultura frente a los sectores no agrícolas también dependen de las fuentes de financiamiento, un aspecto altamente ignorado

La forma en que se financian las inversiones públicas tiene consecuencias distribucionales de primer orden que pueden llegar a anular los beneficios subyacentes de una mayor productividad. Por ejemplo, un aumento de la formación de capital público para la agricultura puede afectar negativamente los salarios reales (de consumo) de la mano de obra rural no calificada si la modalidad de financiamiento es mediante un arancel, pero puede tener un efecto positivo si se financia por medio de un impuesto sobre el consumo, que afecta principalmente a la mano de obra calificada de las zonas urbanas. Por otra parte, una fuerte dependencia de inversiones financiadas con fondos de asistencia externa puede provocar una apreciación del tipo de cambio real y favorecer al sector no agrícola más tradicional orientado al mercado interno antes que al sector moderno más productivo y más abierto. El hecho de que los sectores informales de la economía cerrada (no agrícola) contraten más mano de obra no calificada también puede resultar en una mayor reducción de la pobreza que cuando el financiamiento de la inversión pública es menos dependiente de donaciones externas, lo que propiciaría el crecimiento en la economía moderna y abierta y redundaría en una mayor productividad del trabajo.
 

Comments

ENVIADO POR carlos brest el

Y como apoyan Uds. al respecto???.....Publicando nomas no pasa nada,no hay adelanto.

ENVIADO POR Beatriz Ochoa Ramirez el

Gracias por esta información tan valiosa, estoy totalmente de acuerdo que la agricultura reduce la brecha de la pobreza y la desigualdad, sobre todo si se realizan economías sociales en las que no intervengan intermediarios y éstas logren ser auto sustentables. Esto ayudaría a las zonas más desfavorecidas. Actualmente estudio las habilidades gerenciales del sector comercial de alimentos balanceados para animales y me parece qué hay mucho por hacer. He encontrado qué hay gran potencial, falta capacitación, información sobre programas de financiamiento entre otros.

ENVIADO POR Sergio Rendon el

La producción cafetera en Colombia todavía es un renglón de pobreza continua para el pequeño productor y dependiente de los subsidios del Estado y con una mano de obra más escasa por el relevo generacional y faltas de seguridad social incluyente.

ENVIADO POR Jorge Moreira Fernández el

Estimados Banco Mundial el tema de la reducción de la pobreza, hablar de desarrollo agrícola suena irreal para las familias productoras, más aún cuando la bolsa de valores internacional fijan los precios caso: cacao y café, cundo los productores no cuentan con sistemas de riego, insumos caros, acceso al crédito limitado, hoy en mi país se produce a perdida los rendimientos por hectáreas ni que decir. como se puede deducir que las Cinco nuevas percepciones sobre cómo la agricultura puede ayudar a reducir la pobreza?

ENVIADO POR VICTOR MANUEL TAPIA CASTAÑEDA el

Los resultados o impactos reseñados en este articulo son aplicables a regiones agrícolas del país (México)

ENVIADO POR Freddy Rodríguez el

Me parece muy importante y muy meritorio que la agricultura, sea un elemento que permita disminuir la pobreza en los países, sin embargo en Venezuela por la situación del país, en le cual no se consiguen insumos para para desarrollar la agricultura, la población rural se visto en la necesidad de emigrar hacia las grandes ciudades u otros países dejando el campo abandonado.
Hay áreas donde se sembraba extensiones de maíz pero ahora solo existen malezas y matorrales, por ejemplo en el Valle del Río Yaracuy se sembraban 60.000 hectáreas de maíz, y ahora no hay ningún cultivo.

ENVIADO POR Emilio Orlando Avilés el

Me interesa mucho el tema.
Creo firmemente que la reducción a la pobreza, la falta de empleo rural y la inseguridad alimentaria se pueden combatir simultaneámente.
Sería interesante, experimentar en algún país, un programa que involucre todos los programas sociales que se relacionen con entrega de alimentos (Bolsa solidaria, programa de alimentación escolar, comedores comunales, hogares de ancianos, casas de huérfanos, etc.), capacitar a las familias de cada comunidad y apoyarlas con capacitación, cooperacion, financiamiento, etc., para convertir su producción en oferta que cubra la demanda de esos programas sociales. convertir cada familia agrícola en emprendedores por necesidad, como primer paso. De igual manera, se combate el cambio climático y se reactiva la economía local.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • Allowed HTML tags: <br> <p>
  • Lines and paragraphs break automatically.

Deje su comentario y únase a la conversación