Syndicate content

Organismos de la sociedad civil son claves para “democratizar el desarrollo”

Reuniones Anuales - Banco Mundial - Organizaciones de la Sociedad Civil

 

El presidente del Banco Mundial, Robert B. Zoellick, instó esta semana a la sociedad civil a ayudar a demostrar cómo un mayor compromiso en el terreno puede producir mejores resultados de desarrollo, en particular mejorando la gobernabilidad y la entrega de los servicios.
 

Zoellick y la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, se reunieron con representantes de las organizaciones de la sociedad civil (OSC) antes de las Reuniones Anuales 2011. Aproximadamente 600 OSC —la cifra más elevada hasta el momento— participan en el Foro sobre Políticas relativas a la Sociedad Civil de este año, que durante cuatro días promueve el diálogo entre los representantes de la sociedad civil y el personal del Banco y el Fondo. Los temas incluyen el cambio climático y la energía, el género, la dependencia de la ayuda, y el empleo, así como los mecanismos de trabajo conjunto del Banco y la sociedad civil.

En un discurso durante la primavera pasada, Zoellick pidió un mayor compromiso del Banco con las OSC, debido a que su participación en el diseño, control y gestión de los servicios públicos conduce a un mejor uso de los presupuestos, una mejor asistencia y menos corrupción. Esta semana, instó a las OSC a formar parte de un circuito positivo de comentarios y sugerencias.

 

“Una de las cosas más básicas que hemos aprendido acerca del desarrollo es que si no le pertenece a la comunidad local, no funciona”, dijo Zoellick.

 

Por esta razón, el Banco está trabajando en sus propias políticas, así como con los gobiernos clientes, para impulsar la apertura, la transparencia y la responsabilidad social, agregó. El desarrollo, dijo Zoellick, puede ser un medio para ampliar la participación en la sociedad y la sociedad civil contribuye a  “un mejor sentido de propiedad, un mejor control y una mejor administración”, tanto para la institución como el país cliente. Recientemente, el Banco se comprometió a no prestar apoyo presupuestario a los países que carecen de un proceso transparente para la elaboración de sus presupuestos.

 

Zoellick ha pedido con frecuencia que se "democratice la economía del desarrollo". Como parte de este esfuerzo, el Banco publicó recientemente 7.000 conjuntos de datos, instituyó una política sobre libertad de información y puso en marcha la iniciativa Mapping for Results, una plataforma que publica información sobre la ubicación de los proyectos.

Una sesión de las OSC sobre "Datos de libre acceso, conocimientos abiertos, soluciones abiertas: Posibilidades y dificultades", abordó el potencial de resultados de desarrollo de un Banco Mundial totalmente abierto. Los participantes subrayaron que la "apertura" no tiene que ver solamente con la transparencia, sino con la humildad y el reconocimiento de que el Banco no puede lograr el desarrollo por sí solo. Los mejores resultados provendrán probablemente de una combinación de una fuerte sociedad civil y las nuevas tecnologías con el conocimiento y el financiamiento del Banco.

 

La directora gerente del Banco, Caroline Anstey, desafió a los participantes a llevar al Banco al siguiente nivel de interactividad. En un mundo variable, dijo, el Banco debe cambiar y convertirse en el responsable de las convocatorias y el conector para las soluciones abiertas.

 

"¿Cómo nos aseguramos de escuchar otros puntos de vista cuando estamos investigando?", preguntó Anstey. "¿Cómo nos aseguramos de que las plataformas de conocimiento no sean solo para expertos sino también para los ciudadanos?" En particular, pidió formas innovadoras de llegar a los beneficiarios para determinar si los proyectos están funcionando y para integrar la supervisión de los beneficiarios en la labor del Banco.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • Allowed HTML tags: <br> <p>
  • Lines and paragraphs break automatically.
By submitting this form, you accept the Mollom privacy policy.