Syndicate content

Cinco cosas que necesitas saber sobre el gobierno abierto

Ravi Kumar's picture

Abrir los Gobiernos, impulsar la prosperidad compartida

Internet está llena de artículos y comentarios sobre cómo hacer que los Gobiernos sean más abiertos. El gobierno abierto nos beneficia a todos. El resultado final es que se aumenta la eficiencia y la capacidad de respuesta de los Gobiernos, lo cual en última instancia mejora las vidas de los ciudadanos. Te presentamos algunas respuestas simples a algunas preguntas sobre este tema. Por supuesto, una lista como esta necesita siempre un descargo de responsabilidad: este artículo no proporciona una visión integral del movimiento en favor del gobierno abierto, pero es un punto de partida.

1. ¿Qué significa exactamente abierto cuando se habla de un gobierno abierto? Los gobiernos abiertos están abiertos de la misma manera que las puertas están abiertas: los gobiernos abiertos dan a conocer información al público sobre presupuestos, contratos, gastos y asistencia, de una manera que sea comprensible para un ciudadano medio. Por ejemplo, en Paraguay, (i) se capacita a los periodistas para que analicen la información del presupuesto nacional (que se publica en una base de datos en línea) para informar mejor al público sobre el tema. De esta manera, es más fácil que los ciudadanos sepan cómo el Gobierno asigna y toma decisiones sobre el dinero y los recursos públicos. Sin embargo, es igualmente importante que un gobierno abierto invite activamente a los ciudadanos a participar en la toma de decisiones de las autoridades. Por su parte, en la República Democrática del Congo, (i) los ciudadanos usan sus teléfonos móviles para decidir en qué debería usarse un determinado porcentaje del presupuesto de las inversiones del gobierno local, ya sea para un puente, una escuela o cualquier otra prioridad. Esta relación bidireccional que se basa en la información y la colaboración es la base del gobierno abierto.

2. ¿Por qué debería importarte el gobierno abierto? Los Gobiernos usan el dinero público para hacer realidad el suministro de agua que bebes, la escuela pública a la que van tus hijos y los caminos que usas a diario. En dicho proceso, se intercambió dinero y se firmaron contratos. Se estima que los Gobiernos de todo el mundo gastan US$9,5 billones solo en contratos, por lo tanto, tienes que asegurarte que la parte de ese dinero que te corresponde no sea usada  en contratos turbios, que pueden tener consecuencias como infraestructura de poca calidad y defectuosa. Si vives en un país en desarrollo, tienes el derecho de supervisar que la ayuda internacional vaya al lugar correcto y se destine a quienes más la necesitan. Sin importar donde estés, si eres rico o pobre, te afecta que tu Gobierno sea o no abierto.

3. ¿Básicamente se trata de medidas contra la corrupción? Sí y no. Cuando los Gobiernos son abiertos, es más fácil que los ciudadanos desempeñen un papel de vigilancia para combatir y prevenir la corrupción y la ineficiencia. Pero el gobierno abierto va más allá: permite asegurar que las autoridades y los ciudadanos trabajen juntos para alcanzar mejores resultados para todos. Puedes declarar que un Gobierno no es corrupto y aún podría ser “cerrado” e ineficaz, ya que gasta dinero en proyectos que los ciudadanos no necesitan. Uno de los valores fundamentales del gobierno abierto es que ningún grupo de personas tiene las soluciones para los desafíos más apremiantes de la gobernanza, y por eso la apertura y la colaboración son esenciales. Si los ciudadanos y los Gobiernos trabajan unidos, todos podemos crear en conjunto soluciones prácticas para problemas de larga data.

4. ¿Existen pruebas que los ciudadanos realmente quieren esto? En octubre de 2013, se realizó una encuesta mundial (i) en la que se preguntó a los ciudadanos, entre otros temas, sobre su percepción acerca del nivel de apertura de sus Gobiernos. El 61 % de los encuestados dijo que les gustaría que su Gobierno fuera más abierto. Entre los consultados de entre 18 años y 25 años, los números fueron aún más significativos: el 80 % en Mongolia, el 82 % en Indonesia y el 83 % en México. Estas cifras demuestran una mayor demanda de una generación más joven que heredará los éxitos y los fracasos de sus Gobiernos. En un sondeo separado, (i) realizado por las Naciones Unidas (ONU) y sus asociados entre ciudadanos de todo el mundo, la opción “un Gobierno honesto y eficiente” fue elegida entre las tres principales prioridades de un total de 16 temas.

5. ¿Cómo puedes participar? ¡Tienes muchas opciones! Si eres de un país que ha firmado la Alianza para el Gobierno Abierto, puedes consultar los compromisos y planes de acción de tu Gobierno, y cómo los está ejecutando. Si estás interesado en los contratos, es muy probable que tu país tenga una base de datos de este tipo de información (comprueba acá) y únete al movimiento para detener los contratos secretos. (i) Revisa también el portal de Datos de libre acceso del Banco Mundial. Aquí hay algunas ideas de cómo se están utilizando estos datos. Únete a la creciente discusión tuiteando #OpenGovNow; participa en nuestra serie de conversaciones (i) sobre el papel de los jóvenes en el gobierno abierto, y no olvides las herramientas básicas en línea que están a tu disposición y que puedes usar para hacer peticiones a tu Gobierno, movilizar grupos y desempeñar un papel de observador.

Al final, la gobernanza es asunto de todos, y el gobierno abierto es la nueva manera de garantizar que las decisiones que toman hoy nuestras autoridades nos conduzcan a un futuro mejor para todos.

Comments

ENVIADO POR Alejandro EL

Muy interesante es saber cuales son las prioridades y en gastan nuestros gobernantes el dinero que obtienen mediante exacciones y/o préstamos. Aún resta mucho camino por andar y me gustaría aportar que el abordaje de OG debería llegar además y también a los gobiernos locales.

Añadir nuevo comentario