Syndicate content

Finanzas y desarrollo del sector financiero

Los seguros basados en índices tienen impacto en el desarrollo donde más se necesita

Ceyla Pazarbasioglu's picture
Foto: Dasan Bobo, Banco Mundial.

Muchas poblaciones en el mundo son vulnerables a las crisis climáticas como sequías, inundaciones, lluvias irregulares y desastres naturales. Para estos países, ciudades y comunidades, los seguros basados en índices son una herramienta de gestión de riesgos fundamental que permite a las víctimas de tales crisis seguir teniendo acceso a financiamiento y aumentar su resiliencia frente a futuros riesgos. (i)
 
Los seguros basados en índices, o paramétricos, pagan beneficios sobre la base de un índice predeterminado en caso de pérdidas de activos e inversiones ocasionadas por fenómenos meteorológicos o catastróficos. En contraste, los seguros tradicionales se basan en evaluaciones de los daños reales. 

Las mujeres y las finanzas, una vía para fomentar nuevas fuentes de crecimiento económico

Ceyla Pazarbasioglu's picture
© Dominic Chavez/ International Finance Corporation
© Dominic Chavez/ International Finance Corporation



Fortalecer el papel de las mujeres en el sector de las finanzas es una de las claves para impulsar el crecimiento económico, y esto tiene validez, por ejemplo, desde el acceso a servicios financieros básicos a la participación en los directorios de las empresas.

En todos los países, tanto las mujeres como los hombres necesitan acceso a servicios financieros para invertir en sus familias y negocios. Pero hoy en el mundo, el 42 % de las mujeres —alrededor de 1100 millones— está fuera del sistema financiero formal, y no tiene una cuenta bancaria u otras herramientas básicas para administrar su dinero.

Para lograr el objetivo de #ViviendasParaTodos no desperdiciemos lo bueno por culpa de lo malo

Luis Triveno's picture
También disponible en: English | Français 
 


En un mundo dividido acerca de cómo ocuparse de problemas graves como el terrorismo, la inmigración, el libre comercio y el cambio climático, los Gobiernos coinciden en que es urgente solucionar el problema que puede afirmarse es el más grande de todos: proporcionar viviendas seguras, bien ubicadas y asequibles a los miles de millones de personas que las necesitan. (i)
Incluso existe acuerdo sobre los pasos básicos para lograr ese objetivo: mejorar la gestión de la tierra (i) y adoptar políticas más neutrales relacionadas con la tenencia de tierras.

También hay consenso en relación a que los Gobiernos no están en condiciones de pagar esta cuenta por sí solos. Según la empresa de consultoría McKinsey & Company, solucionar el “déficit de vivienda en el mundo” tiene un costo anual de USD 1,6 billones, una cifra que representa el doble del costo (i) de las inversiones mundiales necesarias en infraestructura pública para mantener el ritmo del crecimiento del PIB.

A medida que nos acercamos al año 2018, cuando se celebrará el septuagésimo aniversario de la Declaración Universal de Derechos Humanos en que la vivienda se considera un “derecho humano universal”, (i) es hora que los Gobiernos recurran a una solución clara para reducir el déficit de viviendas que continúan ignorando a su propio riesgo, y esta solución es el financiamiento de mercado a largo plazo. Sin un aumento substancial en el capital privado, el déficit de viviendas continuará aumentando, y con ello las probabilidades de descontento social. (i)

Subsanar la brecha financiera entre mujeres y hombres

Jim Yong Kim's picture
También disponible en: English | 中文
 



Mao Zedong dijo en una ocasión que “las mujeres sostienen la mitad del cielo”. Si pensamos en nuestras madres, esposas, hijas, hermanas, tías y abuelas, sabemos que esas palabras son ciertas. Pero el impacto y la participación de la mujer en el mundo de los negocios aún no son suficientes en detrimento de todos.

El acceso a financiamiento es una de las principales razones de que esto sea verdad. Las empresas de propiedad de mujeres representan más del 30 % de los negocios formales y registrados en todo el mundo. Sin embargo, el 70 % de las pequeñas y medianas empresas en los países en desarrollo que son propiedad de mujeres son rechazadas por las instituciones financieras o no consiguen el capital que necesitan.

Inclusión financiera digital: qué medidas dan resultado y cuáles son los próximos pasos

Kristalina Georgieva's picture


Más de 1000 millones de mujeres en el mundo no tienen acceso a servicios financieros. Poseer una cuenta de transacciones es un primer paso para lograr la libertad financiera y para que las mujeres se hagan cargo de sus propias vidas.

Las mujeres representan un recurso poco utilizado en el ámbito del desarrollo. La falta de acceso impide a las mujeres tener igualdad de oportunidades en la sociedad. La inclusión financiera puede fomentar un enorme potencial en materia de desarrollo económico.

¿Una política habitacional que casi se podría pagar sola? La renovación de viviendas puede ser una solución

Luis Triveno's picture
También disponible en: English


La demanda de viviendas decentes, asequibles —y seguras— para las poblaciones urbanas cada vez más numerosas es un problema que preocupa a los Gobiernos con dificultades financieras en todo el mundo en desarrollo. De acuerdo a la empresa de consultoría McKinsey & Company, un tercio de la población urbana del mundo —1600 millones de personas— tendrá dificultades para obtener una vivienda digna antes de 2025.

Sin embargo, los responsables de formular políticas habitacionales han socavado su capacidad de aumentar rápidamente la oferta de buenas viviendas, al aceptar el mito que siempre es mejor construir nuevas viviendas en vez de mejorar las ya existentes.

Gráfica: Pronóstico de crecimiento mundial alcanzará el 2,7 % en 2017

Tariq Khokhar's picture

El Grupo Banco Mundial prevé que el crecimiento económico mundial se fortalecerá hasta ubicarse en el 2,7 % en 2017 debido a que el repunte de las manufacturas y el comercio, el aumento de la confianza del mercado y la estabilización de los precios de los productos básicos permitirán restablecer el crecimiento en las economías en desarrollo y en los mercados emergentes exportadores de dichos productos. Se espera que el crecimiento en las economías avanzadas se acelere al 1,9 % en 2017 y el crecimiento en los mercados emergentes y las economías en desarrollo repunte hasta situarse en un 4,1 % este año, superando el 3,5 % registrado en 2016. Lea más y descargue el informe completo (i).

¿Una nueva función para los bancos de desarrollo?

Ceyla Pazarbasioglu's picture
Foto: Maria Fleischmann/Banco Mundial

A comienzos de este mes, en una reunión organizada por el Banco Mundial y el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social de Brasil (BNDES), entidades financieras de desarrollo de todo el mundo hicieron un balance de cuál es su situación actual y en qué áreas creen que sus esfuerzos tienen mayor impacto.

Ahora que el mundo procura encontrar fondos para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible, los bancos de desarrollo pueden desempeñar una función decisiva en la reducción de esa brecha. De hecho, pueden ayudar a convocar al sector privado y ser pilares de alianzas entre los sectores público y privado, en particular en el financiamiento de infraestructura.

Sin embargo, el uso indebido de los bancos de desarrollo puede causar peligros fiscales y distorsiones en el mercado crediticio. Para prevenir estos riesgos potenciales, los bancos de desarrollo necesitan un mandato bien definido, no estar sujetos a influencias políticas, enfocarse en abordar fallas del mercado importantes, concentrarse en áreas donde el sector privado no está presente, monitorear y evaluar las intervenciones y ajustarse tanto como sea necesario para garantizar el impacto y, por último, ser transparentes y rendir cuentas.

En la reunión, se debatieron principalmente dos temas: cómo aprovechar el capital privado y cómo crear nuevos mercados. Para apoyar el financiamiento de las pequeñas y medianas empresas (pymes), los bancos de desarrollo usan garantías parciales de crédito al tiempo que facilitan que los prestamistas privados puedan crear mecanismos de crédito, proporcionar financiamiento y recaudar los préstamos otorgados. En los mercados con poca competencia, los bancos de desarrollo apoyan la creación de un ecosistema de prestamistas especializados en microempresas y pequeñas y medianas empresas (MIPYMES) al cual proporcionan una fuente de financiamiento estable.

El desarrollo de los mercados de capital de los países para cubrir necesidades de financiamiento interno a largo plazo

Ceyla Pazarbasioglu's picture



El financiamiento estimula el crecimiento económico y el desarrollo. Con todo, también es evidente que las fuentes de financiamiento tradicionales —las finanzas públicas, la asistencia para el desarrollo o los préstamos bancarios— no bastarán para financiar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Los países tanto desarrollados como en desarrollo están recurriendo a los mercados de capital para encontrar nuevas fuentes de financiamiento y atraer financiamiento, inversiones y conocimientos especializados del sector privado.

Una prioridad fundamental para la comunidad internacional del desarrollo es obtener financiamiento privado suficiente para que los países con mercados emergentes puedan satisfacer sus necesidades de recursos para financiar objetivos estratégicos, como la mejora de la infraestructura.

Se prevé un aumento de los precios de productos básicos industriales, como la energía y los metales

John Baffes's picture

También disponible en: English

En la edición de abril de su informe Commodity Markets Outlook (Perspectivas de los mercados de productos básicos), el Banco Mundial prevé que los precios de la mayoría de los productos básicos industriales, especialmente la energía y los metales, aumentarán en 2017 mientras que los precios agrícolas se mantendrán estables.

Se proyecta que los precios del petróleo crudo, que se observan con suma atención, subirán de USD 43 por barril en 2016 a un promedio de USD 55 por barril en 2017, llegando a USD 60 por barril en 2018. El pronóstico se mantiene desde octubre y refleja, por una parte, los efectos equilibradores de los recortes de producción acordados por la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y otros productores y, por otra, un repunte más rápido de lo esperado del sector del petróleo de esquisto de Estados Unidos. La demanda mundial de petróleo sigue aumentando con solidez, aunque a un menor ritmo que el alza abrupta de 2015 ocasionada por los precios más bajos del petróleo.


Pages