Syndicate content

Recursos hídricos

¿Cómo examinar la calidad del agua? Existen pruebas químicas que se pueden hacer cuando los presupuestos son limitados

Jessica Anne Lawson's picture
También disponible en: English | Français| 中文
Muestras para el análisis colorimétrico.
Foto: Chemical Heritage Foundation en Flickr (i)
bajo la licencia Creative Commons 2.0. (i)


Nota del editor: esta es la segunda publicación de una serie de blogs sobre opciones de baja tecnología para monitorear la calidad del agua. (i)

Gracias a la química moderna, podemos detectar miles de productos químicos en el agua, incluso en concentraciones extremadamente bajas. La creciente lista de tipos de análisis disponibles puede parecer abrumadora, y para la gran mayoría de los métodos se necesitan laboratorios de vanguardia. Afortunadamente, ¡no necesitamos analizar todo! Un conjunto mucho más pequeño y más práctico de pruebas puede proporcionar buenas ideas acerca de la calidad química del agua para los efectos del monitoreo. La buena noticia es que existen análisis de baja tecnología que se pueden realizar cuando los presupuestos son limitados.
 
Tipos de pruebas
 
Los métodos típicos para realizar pruebas de campo portátiles y de baja tecnología usadas para monitorear la calidad química del agua se dividen en tres categorías:

Una versión renovada de los datos de salud, nutrición y población

Haruna Kashiwase's picture




Los datos sobre la cantidad y el bienestar de la población mundial se encuentran entre la información más consultada en la página de Datos de libre acceso del Banco Mundial.

Hoy, hemos dado a conocer una nueva versión del Portal de datos de salud, nutrición y población, (i) en que se muestran más de 250 indicadores (i) sobre temas, tales como financiamiento de la salud y personal sanitario; inmunización e incidencia del VIH y el sida, el paludismo y la tuberculosis, enfermedades no transmisibles y causas de muerte, y nutrición, agua potable y saneamiento y salud reproductiva. Además, se incluyen estimaciones y proyecciones de la población.
 

Agregar en el seguimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible datos sobre agua potable recolectados durante la fase de los objetivos de desarrollo del milenio

Libbet Loughnan's picture

Este blog forma parte de una serie que acompaña al Atlas 2017 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). En respuesta a las preguntas frecuentes de quienes tratan de familiarizarse con el método de seguimiento de la meta número 1 del ODS 6, usamos este blog para analizar más a fondo el panorama general presentado en el Atlas.

Aquí solo examinaremos el nuevo indicador sobre el agua: “El porcentaje de la población que utiliza servicios de agua potable gestionados de manera segura”, definido como una fuente de agua potable mejorada y tal como se definió en los objetivos de desarrollo del milenio (ODM). Esto significa: 

  • ubicada en las instalaciones donde se necesita;
  • disponible cuando se necesita, y
  • cumple con normas de materia fecal (cero E. coli en una muestra de 100 ml de la fuente de agua potable doméstica) y sustancias químicas prioritarias.

“Arreglar” el enfoque sobre la recuperación en casos de desastre

Jo Scheuer's picture
Foto: Danvicphoto, usuario de Flickr.

El vínculo entre la pobreza y los desastres es cada vez más claro: nuevos estudios muestran que los fenómenos meteorológicos extremos empujan a la pobreza a 26 millones de personas cada año. Las fuerzas que impulsan esta tendencia, como el cambio climático, la expansión urbana y el crecimiento demográfico, hacen que las pérdidas anuales superen los USD 500 000 millones, y estas cifras no disminuyen.

Sin embargo, dada la limitación de recursos y tiempo, se suelen descuidar las operaciones de preparación adecuadas para estos eventos que son comunes en los países en desarrollo. Como resultado se obtiene un modelo de recuperación deficiente que pone en peligro el desarrollo sostenible y deja rezagadas a millones de personas altamente vulnerables. (PDF, en inglés)

El turismo sostenible puede impulsar la economía azul: invertir en la salud de los mares es sinónimo de generar riqueza oceánica

Rob Brumbaugh's picture
© The Nature Conservancy

El turismo, una de las mayores industrias del mundo, contribuye con billones de dólares a la economía mundial y apoya los medios de subsistencia de aproximadamente 1 de cada 10 personas en todo el planeta. En muchos países, tanto con economías desarrolladas como con economías en desarrollo, se considera al turismo un motor de crecimiento económico y un medio para aumentar el patrimonio de las personas y las comunidades, que de otra manera tendrían dificultades para crecer y prosperar.
                                                    
Gran parte del sector del turismo depende del mundo natural, de los hermosos paisajes terrestres y marinos que visitan los turistas en busca de tranquilidad, descanso y una conexión directa con la naturaleza. El turismo costero y marino representa una proporción considerable de la industria turística y es un componente importante de la creciente y sostenible economía azul, que contribuye con más de 6,5 millones de empleos, ocupando el segundo lugar después de la pesca industrial. Se proyectan tasas de crecimiento mundial de más de 3,5 % y se calcula que para 2030 el turismo costero y marino constituirá el mayor segmento de valor agregado de la economía oceánica con un 26 %.

El agua y la guerra: la dinámica turbulenta entre el agua y la fragilidad, los conflictos y la violencia

Claudia W. Sadoff's picture
También disponible en: English
Vea la infografía completa aquí. (i)

En los últimos dos años ha llovido muy poco en Somalia. Las consecuencias son trágicas y bien conocidas: pozos secos; ganado muerto; malas cosechas; migración; gran cantidad de personas que necesitan con urgencia asistencia humanitaria. La situación se repite en Yemen, Sudán, Kenya, Etiopía y Nigeria. Sin embargo, la falta de lluvias no es el único problema hídrico que causa estragos. Las inundaciones, las enfermedades transmitidas por el agua y los conflictos transfronterizos por los recursos hídricos pueden causar gran sufrimiento humano y perturbaciones en los sistemas políticos, económicos y ambientales.

Al tiempo que movilizamos rápidamente recursos para enfrentar el hambre, también debemos preguntarnos por qué la crisis hídrica se sigue produciendo. El agua siempre ha sido una fuente de riesgos. Siempre se han producido sequías e inundaciones, y con el cambio climático podemos esperar que estas sean más frecuentes y más graves. Pero las crisis de la magnitud que vemos hoy en los países afectados por la sequía no surgen solo de estos acontecimientos naturales: son producto de nuestro fracaso en la gestión de estos riesgos de larga data. Cuando las instituciones no se preparan, no pronostican o no responden a los riesgos relacionados con el agua, un pozo seco, un brote de cólera o una inundación pueden tener consecuencias mucho mayores en términos humanos, políticos y económicos.

Atlas 2017 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: una nueva guía visual de los datos sobre el desarrollo

World Bank Data Team's picture

El Banco Mundial se complace en dar a conocer el Atlas 2017 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), (i) una nueva publicación (i) con más de 150 mapas y visualizaciones de datos que ilustran los avances realizados por las sociedades para lograr los 17 ODS.
 
El atlas forma parte de los productos relacionados con los Indicadores del Desarrollo Mundial (WDI), (i) una base de datos que contiene estadísticas nacionales comparables y de alta calidad acerca del desarrollo y las condiciones de vida de las personas en todo el mundo. Ud. puede:

Tendencias, comparaciones y análisis nacionales de los 17 ODS 

Gráfica: El acceso a servicios mejorados de abastecimiento de agua es más bajo en África

Tariq Khokhar's picture
 

En 2015, 663 millones de personas bebían agua de fuentes no mejoradas, tales como pozos no protegidos. La mayoría de ellas vivía en África al sur del Sahara y Asia meridional, donde los residentes de zonas rurales, especialmente los más pobres, estaban rezagados en cuanto al acceso a servicios de agua y saneamiento.

Contenido relacionado: 
Blog: Atlas 2017 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: una nueva guía visual de los datos sobre el desarrollo
Evento: En busca de agua y sameamiento para todos, con la participación de Matt Damon

 

La falta de acceso a un retrete y artículos para el lavado de manos afecta más a las mujeres y las niñas, especialmente durante su periodo menstrual

Libbet Loughnan's picture
Las mujeres y las niñas se ven particularmente afectadas por la falta de servicios de agua, saneamiento e higiene (WASH) seguros y accesibles. Ellas sufren debido a esa carencia durante la menstruación y el parto. Además, cuando pasan horas recolectando agua en lugares de difícil acceso dejan de ir a la escuela y corren el riesgo de ser víctimas de abusos y violaciones. Con el fin de abordar esta problemática, en el Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 6 se hace especial hincapié en las mujeres y las niñas: “Para 2030, lograr el acceso equitativo a servicios de saneamiento e higiene adecuados para todos y poner fin a la defecación al aire libre, prestando especial atención a las necesidades de las mujeres y las niñas y las personas en situaciones vulnerables”.

Gráfico: A nivel mundial, el 70 % del agua dulce es utilizada para la agricultura

Tariq Khokhar's picture

En la mayoría de las regiones del mundo, más del 70 por ciento del agua dulce se utiliza para la agricultura. Para 2050, alimentar a una población mundial de 9000 millones de personas requerirá un aumento estimado del 50 por ciento en la producción agrícola y un aumento del 15 por ciento en las extracciones de agua.


Pages