NESLITH (no verificado)

Noviembre 21, 2015

Estoy de acuerdo en que se tiene que empoderar a las mujeres, pero satisfaciendo sus necesidades reales de su entorno en el cual viven, escucharlas y oirlas es fundamental para no equivocarnos.
Muchas veces nosotros pensamos que vamos a mejorarle sus condiciones planteandoles tipos de proyectos que creemos ellas estan esperando, y muchas veces no es nada de lo que uno piensa que ellas necesitan.
Tenemos que identificarnos con su vida diaria para captar sus necesidades y realmente empoderarlas con lo que ellas mejoraran sus condiciones de vida.