Syndicate content

El Grupo Banco Mundial avanza paso a paso en la creación de un entorno amigable para la comunidad LGBTI

Caroline Vagneron's picture
Esta página en: English | Français

Los argumentos en favor de una mayor diversidad e inclusión en el lugar de trabajo cuentan con un importante respaldo en la actualidad, y el mundo corporativo ha hecho importantes avances en cuanto al trato igualitario de las personas lesbianas, gais, bisexuales, transgénero e intersexuales (LGBTI). El mensaje también se está plasmando de manera lenta pero segura en organizaciones internacionales como el Grupo Banco Mundial, para el cual la diversidad es además sinónimo de mayor productividad, colaboración, innovación y creatividad. En particular, las políticas de apoyo a la comunidad LGBTI se vinculan con una menor discriminación contra los empleados LGBTI y con culturas corporativas más tolerantes. La menor discriminación y la mayor apertura (o menor ocultamiento), a su vez, se asocian con el mayor compromiso con el empleo, mejores relaciones laborales, mejores resultados de salud (esconder la orientación sexual puede causar un aumento de la angustia sicológica) y mayor productividad entre los empleados LGBTI.

GLOBE, un grupo de recursos para trabajadores del Banco Mundial que pertenecen a la comunidad LGBTI, ha reunido información durante años para documentar la necesidad de una mayor diversidad e inclusión. Para ello, GLOBE ha llevado a cabo desde 2011 una serie de encuestas sobre el entorno laboral, con las cuales ha ayudado a arrojar luz sobre temas que, hasta ahora, habían sido en gran medida pasados por alto en la institución. Las propuestas concretas de GLOBE para impulsar esta agenda le han permitido participar en el diálogo con el personal del Banco, la administración y el Directorio Ejecutivo.

En el Banco, el diálogo sobre los problemas que enfrenta el personal de la comunidad LGBTI en el lugar de trabajo ha evolucionado enormemente en los últimos años. El Banco reconoce la creciente diversidad de su fuerza laboral y realiza esfuerzos importantes para poner en práctica políticas encaminadas a crear ambientes laborales seguros y productivos para todo el personal. El caso más reciente que podemos mencionar es el nuevo beneficio para la planificación de hijos.

GLOBE y el Departamento de Recursos Humanos del Banco, reconociendo que los modelos familiares están cambiando y con el fin de consolidar aún más el valor de la propuesta de empleo que ofrece el Banco a su personal, han trabajado de manera conjunta para agregar este nuevo beneficio. La prestación, disponible para todos quienes reúnan los requisitos, consiste en ayuda financiera para los empleados que estén planificando tener hijos, ya sea a través de un procedimiento de adopción legal o planificación reproductiva. El monto del beneficio se basa en un porcentaje del sueldo del empleado de acuerdo a su salario, que se paga dos veces durante la vida laboral del beneficiario. En Estados Unidos, esta cantidad llega hoy a alrededor de USD 5000. El beneficio para la planificación de hijos puede utilizarse para cubrir costos de servicios como maternidad subrogada, adopción, inseminación artificial, y compra y almacenamiento de material genético. Los miembros del personal podrán obtenerlo de manera retroactiva por servicios recibidos a partir de julio de 2016.

Esta política muestra un claro compromiso de aprovechar nuestra diversidad, que se extiende más allá de la raza, el género o el origen étnico. Lo que hemos aprendido durante el periodo de las negociaciones de este beneficio es que el Banco puede hacer mucho más para superar la “diversidad predeterminada”. El hecho de que representemos a más de 180 nacionalidades y hablemos más de 140 idiomas no significa que nuestro lugar de trabajo sea inclusivo.

Hasta 2016, la ayuda institucional para el programa relacionado con los temas de la comunidad LGBTI fue muy limitada así como los esfuerzos para responder a los problemas del personal de dicha comunidad. Pero el tono de la conversación mejoró significativamente el año pasado, gracias en gran medida al apoyo de la administración superior a las iniciativas de promoción y defensa impulsadas por GLOBE. Tras años de negociaciones, en noviembre pasado se reconoció la función que cumplen los grupos de recursos para empleados, marcando el comienzo de una nueva era en nuestro proceso de diálogo.

GLOBE plantea que el siguiente gran paso se tendrá que dar en materia de rendición de cuentas, entregando a todos los directivos de la institución las herramientas y la formación para responder a los numerosos desafíos que el personal LGBTI enfrenta en nuestras oficinas alrededor del mundo. Y, además, se debe poner en práctica al fin una estricta política de cero tolerancia frente a la discriminación y el acoso, la cual tiene que ser cumplida por los directivos y sus equipos (GLOBE ha recopilado información sobre el aumento de los casos de discriminación y homofobia desde 2011). El Grupo Banco Mundial tiene una oportunidad única de liderar el camino en esta dirección y ser una de las entidades financieras internacionales que atraiga a una mayor cantidad de profesionales de diversos grupos, sin importar su raza, edad, origen étnico, orientación sexual o identidad de género.

¡Continuemos trabajando juntos hacia esta meta!

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • Allowed HTML tags: <br> <p>
  • Lines and paragraphs break automatically.
By submitting this form, you accept the Mollom privacy policy.