El Observatorio Colombiano de las Mujeres… más que un observatorio

|

Disponible en:

Mujeres en Colombia

Mujeres en Colombia Fotos: Jairo Bedoya

El diccionario Merriam-Webster define “observatorio” como un edificio o lugar designado o equipado para la observación de fenómenos naturales. La entrada también incluye una definición adicional: una situación o estructura que requiere una mirada amplia.    

El 5 de marzo de 2020 pudimos observar en Bogotá el nacimiento de una estructura equipada para monitorear las realidades legales, económicas, políticas y sociales de las mujeres en Colombia.  

Ustedes conocen el viejo adagio, una imagen vale más que mil palabras. Bien, aquí pueden encontrar algunas imágenes increíbles generadas por el Observatorio o, debería decirlo de manera más técnica, unas visualizaciones de datos geniales. 

Sin embargo, déjenme probar con unas pocas palabras. El Observatorio Colombiano de las Mujeres proporciona una imagen de alta resolución de la mujer promedio actual en Colombia y lo hace de manera muy imponente. El Observatorio ya recoge datos sobre mujeres de múltiples instituciones en Colombia, desde la Oficina Nacional de Estadística al Ministerio de Salud, el Grupo Banco Mundial y ONU Mujeres, entre otras. 

Hablar de datos sobre mujeres no tiene precedentes en Colombia. Aunque el país es realmente prolífico en la producción de datos de alta calidad, incluso datos sobre mujeres, nunca antes se habían unido múltiples piezas para proporcionar una visión tan amplia. 

Pero el Observatorio va más allá. Muestra cómo varían las condiciones de esa mujer promedio en los departamentos y en el tiempo. Muestra las brechas en las condiciones de las mujeres en relación con aquellas de los hombres en múltiples áreas, así como la evolución de las mismas en el tiempo y en los territorios, entre los contextos urbanos y rurales. También observa más allá de Colombia: cuando es posible, el Observatorio compara las mujeres en Colombia con aquellas de América Latina y el Caribe, así como a nivel global.     

Existen datos exhaustivos a un clic de distancia. La evidencia se organiza de diversas maneras: comparando mujeres y hombres, por ejemplo, o comparando mujeres en los grupos etarios, u observando sus condiciones en los departamentos. Está concebido con el fin de ser útil para todos, legisladores, periodistas, académicos, estudiantes y el público en general.  

No les voy a contar lo que muestran los datos porque un blog no podría abarcarlo todo. Pero déjenme compartirles solamente las dos cosas que encuentro más interesantes.  

En primer lugar, encontrarán algunos hechos muy impactantes acerca de las mujeres en Colombia. Ustedes podrían pensar que eso no es algo nuevo. Nosotros ya sabíamos que las mujeres tienen un estatus precario en relación con los hombres en Colombia; eso es verdad. Pero el Observatorio les mostrará la magnitud de dichas brechas. Algunas son realmente estremecedoras: no asuman lo que les digo, encuéntrenlas. 

Esto lleva a mi segundo punto. Mi estadística absolutamente crítica, siendo un economista especializado en pobreza: por cada 100 hombres pobres en Colombia hay 118 mujeres pobres.  

Por favor, consulten el Observatorio y encuentren su estadística crítica. Exponer esas brechas infames es el inicio de una reacción en cadena hacia el cambio: evidencia, conocimiento, consenso y legislación efectiva. De cierta manera,  este Observatorio es parte de la construcción, el cuarto de máquinas que alimenta el camino hacia la igualdad de género en Colombia. No se quede solo en la observación: actúe. 

Autores

José Cuesta

Economista principal

Únase a la conversación