Resumen anual 2020: El impacto de la COVID-19 (coronavirus) en 12 gráficos

|

Disponible en:

El año pasado, por esta época, conceptos como “confinamientos”, “uso obligatorio de mascarillas” y “distanciamiento social” eran desconocidos para la mayoría de nosotros. Hoy forman parte de nuestro vocabulario habitual mientras la pandemia de COVID-19 sigue afectando todos los aspectos de nuestras vidas. En los 12 cuadros y gráficos que siguen, intentaremos cuantificar las investigaciones de nuestros colegas en el contexto de una crisis sin precedentes y brindar un panorama de dichas investigaciones. 

Los nuevos pobres

Durante los últimos 12 meses, la pandemia ha perjudicado en mayor medida a los pobres y vulnerables, y podría empujar a la pobreza a millones de personas más. Este año, tras décadas de avances constantes en la reducción del número de personas que viven con menos de USD 1,90 al día, la COVID-19 marcará el primer revés en la lucha contra la pobreza extrema en una generación.

En los análisis más recientes se advierte que este año la COVID-19 ha empujado a 88 millones de personas más a la pobreza extrema, y que esa cifra es apenas un punto de partida.  En el peor de los casos, podría llegar a 115 millones. El Grupo Banco Mundial (GBM) prevé que el mayor porcentaje de “nuevos pobres” estará viviendo en Asia meridional y que África al sur del Sahara ocupará el segundo puesto, con escasa diferencia. Según la última edición del informe La pobreza y la prosperidad compartida (i), “[e]s probable que [...] muchos de los nuevos pobres trabajen en los servicios informales, en la construcción y en la manufactura, sectores en los que la actividad económica se ve más afectada por los confinamientos y otras restricciones a la movilidad”.

Deterioro acelerado de la economía

Dichas restricciones —dispuestas para controlar la propagación del virus y aliviar así la presión sobre los sistemas de salud vulnerables y sobrecargados— han tenido un enorme impacto en el crecimiento económico. Como se señaló claramente en la edición de junio del informe Perspectivas económicas mundiales: “La COVID-19 ha desatado una crisis mundial sin precedentes, una crisis sanitaria mundial que, además de generar un enorme costo humano, está llevando a la recesión mundial más profunda desde la Segunda Guerra Mundial”. Allí se prevé que este año la economía mundial y los ingresos per cápita se contraerán y empujarán a millones de personas a la pobreza extrema.

Alivio de la carga de la deuda

Estas consecuencias económicas están menoscabando la capacidad de los países para responder con eficacia a los efectos sanitarios y económicos de la pandemia. Incluso antes de la propagación de la COVID-19, casi la mitad de los países de ingreso bajo ya estaban sobreendeudados o muy próximos a estarlo,  y disponían de escaso margen fiscal para ayudar a los pobres y vulnerables más afectados.

Por esta razón, en abril, el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional (FMI) instaron a la suspensión de los pagos del servicio de la deuda de los países más pobres para que puedan centrar sus recursos en los esfuerzos destinados a combatir la pandemia. La Iniciativa de Suspensión del Servicio de la Deuda (DSSI) ha permitido a esos países utilizar miles de millones de dólares en su respuesta a la COVID-19. Sin embargo, como se ilustra en el siguiente gráfico, el pago del servicio de la deuda a acreedores bilaterales impondrá una pesada carga en los próximos años, por lo que será necesario actuar con rapidez para reducir la deuda y evitar así otra década perdida.

Como dijo el presidente del GBM, David Malpass, “[l]a suspensión del servicio de la deuda es una solución provisoria importante, aunque insuficiente”. Agregó que “[e]s necesario tomar muchas otras medidas en relación con el alivio de la deuda”, incluida la ampliación de la DSSI mientras se busca una solución más permanente.

Si no se adoptan más medidas en relación con la deuda, es posible que en muchos países la recuperación sostenible se vea malograda, al igual que muchos otros objetivos de desarrollo.  Como se señaló en el informe Perspectivas económicas mundiales, si bien durante la crisis financiera de 2007-08 muchos mercados emergentes y economías en desarrollo lograron implementar respuestas fiscales y monetarias a gran escala, hoy en día están menos preparados para hacer frente a una desaceleración económica mundial. Los integrantes más vulnerables de dicho grupo dependen en gran medida del comercio internacional, el turismo y las remesas. La próxima edición del informe, que incluirá pronósticos actualizados, está prevista para principios de enero.

Menos migrantes significa menos dinero que se envía a casa

Las remesas —el dinero que los migrantes envían a sus países de origen— generan especial preocupación.  Durante las últimas décadas, han desempeñado un papel cada vez más importante a la hora de aliviar la pobreza y mantener el crecimiento. El año pasado, estos flujos se ubicaron en el nivel de la inversión extranjera directa y la asistencia oficial para el desarrollo (ayuda de Gobierno a Gobierno).

Pero la COVID-19 ha generado un dramático retroceso, al punto que, según nuestras últimas previsiones, para fines de 2021 las remesas disminuirán un 14 %, una perspectiva ligeramente más favorable en comparación con las primeras estimaciones realizadas durante la pandemia, lo que no implica desconocer que estamos hablando de disminuciones históricas. Se prevé que todas las regiones registrarán una caída y que la de Europa y Asia central será la más pronunciada. Un dato asociado a estas disminuciones es que en 2020 probablemente caiga —por primera vez en la historia moderna— la cantidad de migrantes internacionales, dado que se han desacelerado las nuevas migraciones y se han incrementado las migraciones de regreso.

En los países en desarrollo, estas caídas están afectando el sustento de muchas familias pobres. Las remesas de los migrantes son cruciales para los hogares de todo el mundo,  y los expertos temen que, a medida que disminuyan, aumente la pobreza, empeore la seguridad alimentaria y los hogares pierdan medios para solventar servicios como la atención médica.

El impacto en las empresas y los empleos

La desaceleración económica provocada por la pandemia ha tenido un profundo impacto en las empresas y los empleos.  En todo el mundo, las empresas —sobre todo las microempresas y las pequeñas y medianas empresas de los países en desarrollo— se encuentran sometidas a una intensa presión, dado que más de la mitad de ellas están en mora o probablemente lo estarán dentro de poco tiempo. Para entender la presión que la COVID-19 está ejerciendo sobre las empresas y los ajustes que estas se ven obligadas a realizar, el Banco Mundial y sus asociados han estado realizando encuestas de pulso empresarial relativas a la COVID-19 en asociación con los Gobiernos de los países clientes.

Dichas encuestas son, en cierta medida, portadoras de buenas noticias. Las respuestas recopiladas entre mayo y agosto mostraron que muchas de las empresas estaban reteniendo al personal, con la esperanza de mantenerlo hasta que salieran de la recesión. Más de un tercio de las empresas han aumentado el uso de la tecnología digital para adaptarse a la crisis.  Sin embargo, los mismos datos advertían que durante la crisis las ventas de las empresas se han reducido a la mitad, lo que las ha obligado a reducir salarios y horas de trabajo, y que la mayoría de ellas —especialmente las microempresas y las medianas empresas de los países de ingreso bajo— se esfuerzan por acceder al apoyo del Estado.

La reducción del ingreso de las familias —ya sea debido a la pérdida de empleo, a la interrupción de las remesas o a otros numerosos factores relacionados con la COVID-19— seguirá poniendo en riesgo el capital humano. Al disponer de menos dinero, las familias se verán obligadas a hacer concesiones y sacrificios que podrían menoscabar los resultados de salud y aprendizaje de una generación. 

El alto costo de la atención médica

La pandemia ha resaltado la necesidad de contar con atención médica eficaz, accesible y asequible.  Incluso antes de que se desatara la crisis, las personas de los países en desarrollo desembolsaban más de medio billón de dólares en pagos directos por atención médica. Este elevado nivel de gastos genera dificultades financieras para más de 900 millones de personas y todos los años empuja a casi 90 millones de personas a la pobreza extrema, una dinámica que con toda probabilidad se ha visto agravada por la pandemia.

Y la atención médica es apenas una de las formas en que la COVID-19 está afectando el capital humano de los países. Incluso antes de la pandemia, el mundo enfrentaba una crisis de aprendizaje, que se traducía en que el 53 % de los niños de los países de ingreso bajo y mediano no sabían leer un texto básico al finalizar la escuela primaria. Estos riesgos se ven intensificados por los cierres de escuelas debidos a la pandemia.

El cierre de las escuelas

En el punto más álgido del confinamiento debido a la COVID-19, más de 160 países habían ordenado distintas formas de cierre de escuelas que afectaban a por lo menos 1500 millones de niños y jóvenes. Para obtener información actualizada regularmente sobre cierres a nivel mundial, consulte la página del Banco sobre educación y COVID-19 (i).

Los efectos de la COVID-19 en la educación podrían durar décadas, y no solo causar la pérdida de aprendizaje a corto plazo, sino también reducir las oportunidades económicas a largo plazo para esta generación de estudiantes.  Debido a las pérdidas de aprendizaje y el aumento de las tasas de deserción, dicha generación podría perder unos USD 10 billones en ingresos, lo que equivale a casi el 10 % del producto interno bruto (PIB) mundial, y los países quedarán aún más lejos de alcanzar los objetivos relacionados con la pobreza de aprendizajes (i): esta podría aumentar considerablemente al 63 % (PDF, en inglés), lo que equivale a otros 72 millones de niños en edad de concurrir a la escuela primaria.

En un contexto en que las condiciones económicas obligan a las familias a tomar decisiones difíciles sobre sus gastos, han aumentado las preocupaciones en torno a las tasas de deserción escolar.  Durante su participación en nuestra serie de videos “Los expertos responden”, el director del Departamento de Prácticas Mundiales de Educación, Jaime Saavedra, manifestó que los estudiantes de la educación secundaria y terciaria le generan especial preocupación. Muchos de los integrantes de esos grupos demográficos “no volverán al sistema porque esto va a generar una gran crisis económica, de modo que las familias podrían no tener recursos o algunos [estudiantes] se verán obligados a trabajar”, explicó. Otros que antes estaban a punto de abandonar la escuela serán más propensos a hacerlo debido a la pandemia, agregó.

Para mitigar estas pérdidas y tratar de mantener el aprendizaje durante la crisis, los países están analizando opciones de aprendizaje a distancia, y los resultados han sido dispares. En muchos lugares, un obstáculo clave es la falta de acceso a internet de banda ancha asequible y de alta calidad.

En nuestra plataforma The Development Podcast hablamos con dos madres colombianas que viven en lados opuestos de la brecha digital, y nos enteramos de las experiencias radicalmente distintas que habían tenido con la educación en el hogar.

 

Las desigualdades relacionadas con internet

La experiencia de estas dos mujeres no es la excepción: en todo el mundo, la pandemia y los confinamientos asociados ponen de relieve el hecho de que hoy en día la conectividad digital constituye una necesidad.  Internet es la puerta a numerosos servicios esenciales, como las plataformas de cibersalud, las transferencias monetarias digitales y los sistemas de pago electrónico.

Desafortunadamente, el acceso a la infraestructura y la conectividad digitales sigue estando sumamente limitado en los países más pobres del mundo, que pueden recibir donaciones y financiamiento en condiciones concesionarias de la Asociación Internacional de Fomento (AIF) del Banco Mundial. Si bien la cobertura móvil se ha expandido con rapidez a nivel mundial, los países clientes de la AIF aún están muy rezagados, y a fines de 2019 exhibían tasas de penetración de los servicios de internet móvil del 20,4 %  frente al 62,5 % registrado en otros países.

Y si bien la pandemia demuestra la necesidad de aumentar la conectividad, podría ampliar la brecha digital, dado que las inversiones privadas se ven limitadas y el financiamiento público se desvía para atender prioridades urgentes en materia de políticas, como la salud y la protección social.

Distinciones de género

La COVID-19 también constituye una amenaza para otras “brechas” relacionadas con el desarrollo.  En particular, las brechas de género podrían ampliarse (i) durante y después de la pandemia, lo que podría revertir décadas de avances logrados por las mujeres y las niñas en las áreas de capital humano, empoderamiento económico, y participación y capacidad de acción.

A principios de año, se señalaron en el informe Mujer, empresa y el derecho los notables avances logrados durante los últimos 50 años en relación con las oportunidades económicas de las mujeres. Por ejemplo, en 1970, solo dos países contaban con leyes que establecían el principio de igual remuneración por igual tarea. Como se muestra en el siguiente gráfico, esa situación ha cambiado significativamente en 50 años. Pero incluso hoy en día, más de dos tercios de las economías aún podrían mejorar la legislación relativa a la remuneración de las mujeres.

Desde luego, la igualdad salarial es solo un aspecto de la igualdad de género. La pandemia está intensificando los riesgos para las mujeres y poniendo en peligro avances que costaron mucho esfuerzo, lo que se ve reflejado en múltiples indicadores. A medida que la crisis se ha dejado sentir, las mujeres han ido perdiendo sus empleos con mayor rapidez que los hombres, debido a que son más propensas a trabajar en los sectores más afectados por los confinamientos,  como el turismo y el comercio minorista. Asimismo, en los países de ingreso bajo y mediano, también tienen más probabilidades de trabajar principalmente en empleos informales, lo que a menudo significa que carecen de acceso a protección social y otras redes de protección.

¿Y las nuevas generaciones? En muchos países, es posible que las niñas se vean obligadas a cumplir un mayor nivel de expectativas relacionadas con las tareas de cuidado que podrían afectar su capacidad para seguir estudiando en el largo plazo. Nuestros asociados de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) prevén que 11 millones de niñas podrían no volver a la escuela después de la pandemia.

Millones más sin comida

Por otra parte, los niños —varones y mujeres— también son vulnerables al aumento mundial de la inseguridad alimentaria, que afecta a las personas tanto de entornos rurales como urbanos.  En nuestros Indicadores del Desarrollo Mundial se muestra que, incluso antes de que surgiera la COVID-19, el número de personas que padecían desnutrición —un indicador que refleja la cantidad de personas que no ingieren las calorías suficientes— estaba aumentando, tras haber disminuido durante décadas.

Como sucede con tantos otros aspectos del desarrollo mundial, la COVID-19 acentúa esta preocupante tendencia. De acuerdo con una evaluación preliminar realizada por nuestros asociados de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), en 2020, debido a la pandemia, el número total de personas que padecen desnutrición podría aumentar entre 83 millones y 132 millones (i) en todo el mundo. Los datos de la FAO ayudan a respaldar los Indicadores del Desarrollo Mundial del GBM.

Fragilidad, conflicto y violencia: una realidad que afecta a más y más pobresor

En muchos lugares, la inseguridad alimentaria y la COVID-19 han agravado el impacto de la fragilidad, los conflictos y la violencia, lo que podría revertir los avances logrados en materia de desarrollo.  En 2000, 1 de cada 5 personas extremadamente pobres del mundo vivía en países que atravesaban situaciones de fragilidad y conflicto. Desde entonces, la pobreza ha disminuido constantemente en otras economías, pero el número de personas pobres que viven en tales entornos sigue aumentando.

Hoy en día, alrededor de la mitad de los pobres del mundo se ven afectados por situaciones de fragilidad y conflicto. De hecho, la pobreza se está concentrando en esos lugares, donde para 2030 estarán viviendo hasta las dos terceras partes de la población extremadamente pobre del mundo. Es probable que la COVID-19 acentúe aún más esta tendencia.

La oportunidad de fortalecer la sostenibilidad

En el caso de la fragilidad, el conflicto y la violencia, la inseguridad alimentaria, y varios otros desafíos, el cambio climático actúa como un “multiplicador de amenazas”.  Incluso en momentos en que el mundo se enfoca en la pandemia, las crisis climáticas, los desastres naturales y la pérdida de los ecosistemas no se han detenido. Pero la manera en que respondemos a la COVID-19 puede ayudar a fortalecer nuestra capacidad para afrontar los riesgos y las conmociones en el futuro. Mientras los Gobiernos adoptan medidas urgentes y sientan las bases para la recuperación financiera, económica y social, tienen ante sí una oportunidad única de crear economías que sean más sostenibles, inclusivas y resilientes.

A fin de respaldar una recuperación resiliente, el GBM seguirá realizando importantes inversiones que ayuden a los países a integrar la acción climática en sus programas de desarrollo 

El GBM ha incrementado en forma sostenida el financiamiento para iniciativas climáticas: durante los últimos cinco años, ha comprometido USD 83 000 millones para inversiones relacionadas con el clima y ha superado las metas establecidas para cada uno de los últimos tres años. Seguiremos intensificando el apoyo a los países para que aceleren la acción climática e incrementen la resiliencia a los crecientes efectos del cambio climático. En el contexto de la COVID-19, esto significa buscar formas de alinear los objetivos a corto plazo —como la creación de empleo y el crecimiento económico— con los objetivos a largo plazo, como la descarbonización, la adaptación y la resiliencia para ayudar a nuestros países clientes a diseñar una recuperación sostenible.

Conclusión

El impacto de la COVID-19 ha dado lugar a numerosas comparaciones: con la crisis financiera mundial de 2007-08, con la Segunda Guerra Mundial e incluso con crisis que solo conocemos a través de los libros de historia. Si bien dichas comparaciones pueden parecer dramáticas, la pandemia ha tenido un efecto de gran alcance en casi todos los aspectos del desarrollo, como pocas crisis anteriores. 

La verdadera magnitud de la pandemia solo se conocerá en los próximos años, a medida que recopilemos y analicemos los datos, adaptemos y desarrollemos nuestro financiamiento para atender las necesidades de los clientes, y sigamos trabajando para poner fin a la pobreza extrema y promover la prosperidad compartida. Para cumplir esta misión con eficacia, seguiremos siendo un asociado a largo plazo de nuestros países clientes, brindando los datos, la asistencia técnica y el financiamiento que se necesitará para guiar a la comunidad internacional mientras sale de esta crisis de alcance verdaderamente mundial.

Este proyecto contó con la contribución de Sara Haddad, Paul McClure, Jasmin Buttar, Bassam Sebti, Srimathi SridharChristine Montgomery.  

ENLACES RELACIONADOS

El Grupo Banco Mundial y la COVID-19 (coronavirus)

Únase a la conversación

Andres Lazo
15 de Diciembre de 2020

El material de referencia es muy útil para todo profesional y tambien para los ciudadanos comunes, por su novedad en estos tiempos de pandemia

Antonio Rabanal
12 de Enero de 2021

Felicitaciones y éxitos .
Excelente resumen que servirá para análisis y reflexión de las políticas publicas de los gobiernos
Saludos cordiales
Anonio

Tomás López Villarte
12 de Enero de 2021

M e interesa compartir las experiencias de mi pais.

Angel Castaño
12 de Enero de 2021

La diferencia creciente en la distribuciin de la riqueza entre los paises desarrollados y el resto seguira creciendo durante 2021. Un factor importante a considerar sera el acceso a la vacunacion ya que dara diferentes oportunidades a la recuperacion.

Alfredo Silva
12 de Enero de 2021

Un solo lugar para habitar, el planeta Tierra.
Una sola raza, la humana.
Un único principio, la dignidad humana.

Jaime Carrera
12 de Enero de 2021

Me parece un excelente resumen que muestra una panorámica integral de la situación, mucho de lo comentado son tendencias que ya venían pero que se han acelerado y magnificado. Es muy importante tratar de poner en prospectiva futura la arquitectura de una nueva realidad, o más bien una nueva realidad en rápida formación.

WILLIAM DURAN
12 de Enero de 2021

Un comentario personal
Es una pena ver como hay tanta necesidad en el mundo, y mas cuando uno desconoce de estos temas que en la realidad nos afecta de cierta manera a todos los que habitamos en este planeta. Esperanza en Dios que nos de fuerza para poder colocar un granito de arena en los nuevos cambios que nos propongamos para la humanidad.

RAÚL JAVIER JIMÉNEZ LESCAS
12 de Enero de 2021

Desde México

DAVID RAMIREZ
13 de Enero de 2021

UNITY AND WISDOM ARE THE TWO KEY WORDS FROM NOW ON....TO SOLVE THE BIGGEST CHALLENGES THAT FACE THE HUMANKIND.
KIND REGARDS FOR EVERY PERSON IN WBG AND MERRY CHRTISMAS !!!
DAVID FROM ARGENTINA👍

Milciades Ruiz
12 de Enero de 2021

gracias

Luis Carlos Abud Hernandez
12 de Enero de 2021

Sres. GBM, gracias por facilitar unirse a la conversación, solo me surgieron algunas dudas, por ejemplo, en el análisis arriba expuesto, en las variables se contempló, además de los efectos del Covid-19, la incidencia adicional por los conflictos internos en buena parte de países de Asia, Oriente Medio, Africa y America Latina? No me pareció. Esto empeoraría aún más la situación ya planteada.

Me gustaría conocer sus comentarios al respecto, gracias

MARCO BARDALES DEL AGUILA
12 de Enero de 2021

Interesante , la información permite reflexionar respecto a las implicancias causadas por el covid en las familias, así mismo aportan en definir las políticas económicas y sociales de las naciones mas afectadas para los próximos años .

Lago de Carvalho
12 de Enero de 2021

Muito importante para tentar organizar os próximos anos

Germán Salazar
12 de Enero de 2021

Para garantizar el crecimiento el 2021, en economías primario exportadoras y con la función de oferta inelástica, que políticas serían recomendables que no afecten la inflación?

JULIO CESAR LONDOÑO
12 de Enero de 2021

Muy útiles estos datos. gracias!

Enoch Montes Bances
12 de Enero de 2021

Felicitaciones.Excelente articulo que muestra los niveles de desigualdad historicos en donde se nota la brecha existente entre paises ricos y pobres

Francisco José Obando Álvarez
12 de Enero de 2021

Excelente análisis Macro, práctico, vocabulario accesible, comparable a lo observable con datos empíricos comparables.
Gracias por compartirlo y poder tener un referente mundial para procesos de planificación, personal, colectivos, comunales, nacionales, regionales y mundiales.

Francisco José Obando Álvarez
12 de Enero de 2021

Excelente análisis Macro, práctico, vocabulario accesible, comparable a lo observable con datos empíricos comparables.
Gracias por compartirlo y poder tener un referente mundial para procesos de planificación, personal, colectivos, comunales, nacionales, regionales y mundiales.

Julio Xiloj
12 de Enero de 2021

Excelente información

Jose soto
12 de Enero de 2021

La actividad turística ha caído bruscamente hasta casi ser nula. Más de una tercera parte de la humanidad estuvo en confinamiento, el tráfico aéreo se redujo un 90%, los atractivos turísticos estuvieron cerrados, al igual que hoteles y restaurantes de medio mundo. Ha llegado el tiempo de decir lo que algunos no quieren oír: los turistas extranjeros para el Perú no llegarán antes de inicios del primer trimestre del 2021 y no serán los mismos que hospedamos hace 9 meses, ellos además de calidad de la oferta y de los servicios turísticos requerirán de grandes niveles de confianza para decidir viajar a un destino turístico como el nuestro, por ello la transparencia para brindar la información y las seguridades sanitarias serán muy necesarias.

Mario Doñe
12 de Enero de 2021

Excelente resumen

Esther Lucia
12 de Enero de 2021

Excelente trabajo

Fidel Crisanto Gómez
12 de Enero de 2021

Agradecido por mantenernos informados señores investigadores. Dios guarde a ustedes.

Juan García Barañado
12 de Enero de 2021

NO hace muchos días atrás, se hadsarrollaro ewn mi país, una con ferencia sobre el tema educacional, felacionado con Coronavirius. Los enfoque que se han hecho, son, por decir, asi, meramente administrativos y han olvidado los asuntos relacionados con pol+otocas de estado como objetivos educacionales, a pesar que han habido intentos de los profesores, de convocar a un Congreso Nacional sobre la educación. Esto tiene que ver con el programa del sobre la econonomía la forma de reducir sus efectos en los trabajadores, y por esta viam reducir el incremento de la pobreza.

Ariel Etchebarne
12 de Enero de 2021

Muy interesante

JORGE AGUILAR CAMPOMANEZ
12 de Enero de 2021

Muy interesante la compilación. El mundo debe ir proyectando para recibir parte de las ganancias de gente con mucho dinero para orientar a trabajos para alimentar a los necesitados.

Juan C. Sanchez
12 de Enero de 2021

Excelente articulo que establece el nuevo punto de partida para los esfuerzos de desarrollo de América Latina.

Nelson Izaguirre
12 de Enero de 2021

Interesante información, para dar pie a una serie de análisis, críticas y conclusiones a lo interno de cada país.

Jose Diaz
12 de Enero de 2021

¿Está disponible las cifras de Guatemala, de este documento?

Neyer Espinoza Cuadros
12 de Enero de 2021

Gracias por el material. La economía mundial se ha visto afectada y millones de personas perdieron sus empleos.

Patricio OPORTUS
12 de Enero de 2021

Estimada Divyanshi:
Interesante lo que has publicado en relación al resumen del año 2020.
Me agradaría mucho saber de ti como van los estudios prospectivos.? Esto lo indico, porque tenemos los diagnósticos, sin embargo, es necesario concentrarse en las soluciones.
Identificación de eventos portadores de futuro.
Tengo varias ideas en esta materia, es por ello solicito me escribas para compartirlas.
Cordialmente,
Patricio OPORTUS
Ingeniero civil de minas, MBA, Diplomado en BSC y Gerencia pública
Docente, inestigador, consultor senior internacion
Www.consultoriasoportus.cl

Rolando Bolaños Zapana
12 de Enero de 2021

Mi interés por este articulo es definir como las limitaciones del ha impuesto el Covid19 podría afectar el normal desarrollo del al industria de los hidrocarburos y cuanto tiempo podría tomar volver a la normalidad de la producción y consumo anteriores. Esto con el fin de planificar los desarrollos que se requieren para cubrir los nuevos niveles de demanda.

Antonio Puig Serra
12 de Enero de 2021

Esperamos que todo vuelva a la normalidad, y los países ricos puedan ayudar a los pobres.

Feliz Año Nuevo 2021

Antonio Puig Serra

Antonio Puig Serra
12 de Enero de 2021

Esperamos que todo vuelva a la normalidad, y los países ricos puedan ayudar a los pobres.

Jorge
12 de Enero de 2021

...en conclusion .financiamienro para los nuevos pobres...

Vicente Nina Rivero
12 de Enero de 2021

Considero que el BM tiene la información necesaria sobre el impacto del Covid-19 en los paises con mayor vulnerabilidad economica, entonces el BM, cómo apoyará la reactivación económica? Saludos desde Perú.🇵🇪

Ana Cristina Callejas
12 de Enero de 2021

La educacion que es la base del desarrollo practicamente son grupos vulnerables, pues no tienen tecnologia y tambien la pandemia covid, los hamantenido sin asister a la escuela presencial.

Ana Cristina Callejas
12 de Enero de 2021

La educacion que es la base del desarrollo practicamente son grupos vulnerables, pues no tienen tecnologia y tambien la pandemia covid, los hamantenido sin asister a la escuela presencial.

Jorge Ramirez Arroyo
25 de Enero de 2021

Muy exhaustivo informe, alcanzando variables mas alla del analisis convencional. Felicitaciones. Esperamos proximas entregas.

Luis Leija Vázquez
04 de Marzo de 2021

La lucha de la vida contra la entropía se halla en una etapa muy critica, la reflexión para el sistema es muy serio, el cambio de paradigma urge, la globalización económica demuestra su ineficacia.

Pedro Salazar
04 de Marzo de 2021

Excelente artículo, les agradecería que publicaran los resultados de México, gracias.

Emilio J Lentini
04 de Marzo de 2021

¿Cómo fue la respuesta de los operadores de los servicios de agua y saneamiento a los impactos de la pandemia?

Emilio J Lentini
04 de Marzo de 2021

El informe confirma que después de la pandemia de la Covid 19 los pobres siempre son los más vulnerables y que las brechas entre la población se incrementaron ... también la brecha entre países de diferentes capacidad económica y tecnológica ...

Sofía carreño
17 de Mayo de 2021

👍👍👍👍👍

Daniela Álvarez
01 de Junio de 2021

Hola, buenas noches, me pareció excelente el trabajo realizado, por eso lo he referenciado en un proyecto de investigación que me encuentro realizando en mi universidad. Pero tengo un inconveniente y es que no sé que tipo de trabajo es este, si es un articulo, un proyecto de investigación, etc.

Si alguien sabe, le agradecería un montón.

Pedro Salgado
15 de Junio de 2021

Hola, buenas tardes, me pareció excelente el trabajo realizado, por eso lo he referenciado en un proyecto de investigación que me encuentro realizando en mi universidad. Pero tengo un inconveniente y es que no sé que tipo de trabajo es este, si es un articulo, un proyecto de investigación, etc.

Si alguien sabe, le agradecería un montón

Y la información me aprecio útil ahora tendré precaución sobre esto gracias

Juan Carlos Palomino Aroni
29 de Junio de 2021

Puedes citarlo como "Pagina web", debido a que ha sido publicado en su sitio web y no en un repositorio o revistar indexada, por que yo también cite este blog, para trabajo de investigación científica

Catalina Lucuy
28 de Julio de 2021

Me sirvió de mucho, muy completo, gracias

Eduardo Munoz
25 de Agosto de 2021

Un exelente trabajo informativo y serio que le sirve a todo el mundo para una evaluacion propia de lo que esta pasando en el mundo al mismo tiempo que se puede asumir lo que se avecina en lo socio politico en al mundo
se agradece